Historia del conejo y los huevos de Pascua

Se cree que la tradición de los huevos de Pascua se remonta al siglo XVII, y que en un principio se consumían huevos crudos (nada de chocolate)

Pascua_conejo_huevos
Los huevos de Pascua hechos de chocolate existen desde el siglo XIX. Foto: iStock
Destinos 12/04/2020 00:28 Staff Actualizada 10:12
Guardando favorito...

Aunque no es una tradición en México, seguro estás familiarizado con el concepto del conejo y los huevos decorados de Pascua. Lo has visto en incontables programas de televisión y probablemente lo verás este domingo 12 de abril en redes sociales. Por si te habías preguntado cómo y de dónde surgió la costumbre, aquí te lo contamos. 

Para empezar, qué es la Pascua 

Es una fiesta de origen cristiano que celebra la resurrección de Jesús. Alrededor del mundo se conmemora de muy diversas maneras, como procesiones, oración o los huevos de Pascua, por ejemplo. Se trata del día más importante para el calendario cristiano, explica la BBC. 

La Pascua cae en diferentes fechas cada año, siempre entre el 21 de marzo y el 25 de abril. Todo depende de cuándo cae la luna llena.

Lee también: Dónde se forman las olas más altas y poderosas del mundo

pascua_conejo_huevos_2.jpgFoto: iStock

Lee también: Dreams of Dalí: video inmersivo para explorar una de sus obras en 360° y 3D

Cómo surgió el conejo y los huevos de Pascua

Por si no estás familiarizado, en algunos países se acostumbra decorar huevos de chocolate para celebrar la Pascua; se dice que son traídos y escondidos por un conejo, para que los niños de la casa los busquen. 

Esta tradición existe desde hace varios siglos y, por eso, existen diversas explicaciones para su origen y la costumbre ha evolucionado de maneras distintas alrededor del mundo.

Por ejemplo, según la BBC, en la época victoriana se hacían huevos de cartón cubiertos de satín y rellenos de regalos, y los primeros huevos de chocolate aparecieron en Francia y Alemania durante el siglo XIX, aunque eran más amargos y duros; además, en Suiza no es un conejo quien trae los huevos, sino un pajarito, y en algunas áreas de Alemania se trata de un zorro. 

De acuerdo con la Real Sociedad de Londres para el Avance de la Ciencia Natural, el conejo de Pascua fue nombrado por primera vez en 1682, por un científico alemán llamado Georg Franck von Franckenau, cuyos estudios se relacionaban con las costumbres y creencias populares. En uno de sus estudios recopila un texto de otro académico, quien describía al conejo de Pascua como un fenómeno regional del sur de Alemania y Alsacia. El texto decía que era una práctica común entre la gente buscar los “huevos de Pascua”, y que a los niños se les contaba que los productos eran traídos y escondidos entre el pasto y los arbustos por una liebre; los huevos estaban pintados de colores e incluso con imágenes. El académico advertía que con frecuencia la gente se enfermaba por comer los huevos crudos “sin sal, mantequilla ni algún otro saborizante”. 

pascua_conejo_huevos_3.jpgPostal del año 1915.

Lee también: Aprende y perfecciona tu inglés con estas apps gratuitas del British Council

El sitio web Live Science explica que los huevos han sido un símbolo de fertilidad por miles de años y han sido decorados para Pascua al menos desde tiempos medievales, de acuerdo con Brent Landau, un estudioso de la religión en la Universidad de Texas en Austin. Al ser un símbolo de nueva vida puede relacionarse con la Resurrección de las creencias cristianas. 

Otra teoría bastante popular indica que la Pascua tomó su nombre del Ostara, un festival de primavera celebrado en honor a una diosa germánica de la fertilidad. Incluso existe un mito en el que se cuenta que la diosa Ostara convirtió un ave en una liebre. Sin embargo, hay poca evidencia de la relación entre esta deidad y la Pascua. 

Según un blog de la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos, los orígenes de Ostara no están bien definidos en el folclor germánico. Tampoco hay documentos escritos que comprueben el origen de la narración que arriba contamos, sobre el ave y la liebre. Las primeras narraciones que relacionan a la diosa Ostara con la liebre pueden rastrearse desde el siglo XIX, no más. 

Y tú, ¿has celebrado esta tradición al menos una vez?

Lee también: Recorridos virtuales creados para niños en museos increíbles

 

Temas Relacionados
pascua curiosidades
Guardando favorito...

Recomendamos

Comentarios