09 | DIC | 2019

INBAL justifica apoyo a proyecto teatral

21/11/2019
00:02
Alida Piñón
-A +A
Pese a que "Pequeña Bruja" no fue votada en sesión y a la inconformidad de un miembro del jurado, sí será parte de la programación

La Coordinación Nacional de Teatro (CNT), a cargo de Marisa Giménez Cacho, reconoció que en nombre de la paridad de género sí añadieron un proyecto no aprobado en las dos reuniones del Consejo Asesor de Programación (CAP) para el periodo correspondiente al último trimestre de 2019 y de 2020, pero justificó que la inclusión de Pequeña bruja se realizó con base en que dos de los tres jurados “coincidieron” por separado y vía telefónica y/o por mensajería instantánea.

El pasado 7 de noviembre, EL UNIVERSAL informó que Verónica Albarrán, miembro del CAP, junto con Andrés Carreño y Nadia González, manifestó su desacuerdo en la inclusión del proyecto, posición que reiteró en una reunión con Giménez Cacho y con la subdirectora del Programa de Teatro para Niñas, Niños y Jóvenes, Lorena Abrahamsohn, en la que se discutieron las razones de por qué la Compañía añadió en los beneficiaros un proyecto no elegido en reunión con el CAP.

Giménez Cacho envió a EL UNIVERSAL un documento en el que informó que para el INBAL, “la igualdad y la inclusión” son ejes de su política cultural, que está en contra “de cualquier forma de discriminación” y que buscan “la igualdad de oportunidades para quienes participan en las convocatorias, por ello, incluir una propuesta dirigida por una mujer cuando el número de proyectos a cargo de hombres sobrepasaba claramente su número, era un asunto primordial”.

Por lo tanto, añadió la funcionaria, se hizo “la sugerencia” a los jurados, de incluir un proyecto hecho por mujeres, la cual, dijo, “fue atendida de forma inmediata por los tres”. Dicha sugerencia, aseguró, se basó en la convocatoria que establece que en todos los casos, el CAP y la Coordinación evaluarán cada uno de los proyectos, considerando como ejes rectores de la curaduría general la equidad de género, entre otros temas.

Giménez Cacho también reconoció que Pequeña bruja, como denunció Albarrán, sí había solicitado un presupuesto más alto, pero advirtió que se contactó a sus creativos para que buscaran otras fuentes de financiamiento.

El INBAL, a través de un boletín, informó también que “por el compromiso de publicar los resultados de la convocatoria en la fecha establecida” y con el fin de “evitar discusiones inflexibles y situaciones agresivas en una posible nueva sesión, innecesaria dado que todos los proyectos fueron valorados en el proceso previo”, se resolvió hacer la consulta por teléfono y vía correo electrónico. Y aseguraron que la Coordinación no tuvo voz ni voto.

El pasado 13 de noviembre, Albarrán fue citada a firmar el acta con 23 proyectos de esquema tradicional, cuatro de Residencia de Teatro Comunitario y tres de Desarrollo Académico; al ver que había sido eliminado Pequeña bruja, firmó.

Consultada por este diario, Verónica Albarrán aseguró que aceptó firmar el acta porque ya no aparecía la obra Pequeña bruja y consideró que este asunto se había resuelto “favorablemente”. “Manifiesto enfáticamente que no tengo nada personal ni en contra de ninguno de los proyectos que presentaron su solicitud en este Programa, de modo que mi intervención como integrante de un jurado de tres personas se apegó solamente a seguir y aplicar con formalidad y de manera estricta los criterios técnicos definidos en dicha Convocatoria”, explicó. Pequeña Bruja sí se incluyó en el rubro “Producción y coproducción”, al cierre de esta edición, el INBAL no envió copia del acta firmada por los jurados.

 

TEMAS RELACIONADOS

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios