“Bienestar” para algunos y con poca transparencia

Crimen y castigo

“Bienestar” para algunos y con poca transparencia
En la foto: María Rivera. Twitter
Cultura 08/07/2020 01:04 Actualizada 09:49

La Secretaría de Cultura anunció el lunes dos vías de apoyo para los artistas que se encuentran en precariedad. Una será a través de la Secretaría de Bienestar, que ofrecerá préstamos de 25 mil pesos a pagar en tres años. Sobre este punto, la poeta María Rivera puso sobre la mesa una serie de aspectos a analizar. Y es que, advierte, Bienestar ofrece desde abril el programa Créditos a la palabra, un apoyo financiero para microempresas familiares. Entonces, si es el mismo programa, ¿cómo harán los artistas para cumplir con los requisitos como “tener un negocio micro o pequeño”? Si no es el mismo, ¿Bienestar creará otro programa sólo para artistas?, ¿para cuántos?, ¿sólo a los que están en la lista que fijaron los colectivos de artistas con 3 mil 850 registros?, ¿y los que no están en la lista? Si es el mismo, ¿Bienestar está haciendo una excepción?, ¿es legal?, ¿quiénes son las personas enlistadas, de qué disciplinas, en dónde radican? La segunda vía de apoyo fue un “Banco de funciones” de 15 mil pesos para que, cuando sea posible, los artistas ofrezcan su trabajo “de alguna manera”. Y también ha generado dudas. ¿Cuántos podrán acceder?, ¿qué requisitos pedirán?, ¿quién definirá quién formará parte de los beneficiarios?; si es con funciones escénicas, ¿cómo van a lograr que no propicien un embudo mayor con todas las funciones que están a la espera de reprogramación? Nos dicen que si algo lograron los artistas organizados fue que la Secretaría reconociera que hay miles de artistas en precariedad que necesitan apoyos urgentemente. Lo ideal entonces es que haya transparencia en cada paso que den. Hoy habrá otra reunión entre artistas y funcionarios para ver detalles, a ver si también hay más certezas.

Y ahora con ustedes el proyecto de la gran bodega de museos en Chapultepec

En su discurso diario de “acceso a la cultura para todos”, la secretaria Alejandra Frausto dijo que la nueva bodega nacional de museos y colecciones, en el Complejo Cultural Chapultepec, será visitable. Lo dicho por la funcionaria provocó que más de un conservador, director de museo y museógrafo se preguntara ¿cuál es la estrategia? Nos recuerdan que las bodegas de museos lejos están de ser zonas transitables para el público y mucho menos si pensamos en los miles de visitantes que van a Chapultepec. Las bodegas son lugares de conservación, restauración y estudio, donde las medidas de seguridad son altas, al punto de que no se puede fotografiar, donde hay condiciones especiales en el ambiente para preservar las obras, y donde el fin no es la exhibición, pues para eso, precisamente, están los museos.

Temas Relacionados
Crimen y Castigo bienestar

Comentarios