Los tipos de calvicie en hombres y mujeres

Aunque es más común ver hombres calvos, la alopecia afecta a ambos sexos. En los hombres suelen ser las entradas en la frente, mientras que en las mujeres el patrón de caída es difuso

Calvicie diferencias entre hombres y mujeres
Foto: Archivo
Ciencia y Salud 07/11/2018 09:45 Actualizada 09:46
Guardando favorito...

“Siempre que se cae el pelo hay una causa y es importante investigarla para darle tratamiento”, afirma la doctora Abril Martínez, dermatóloga con especialidad en tricología, la disciplina que se encarga del estudio científico del cabello y del cuero cabelludo.

El término alopecia se refiere a la caída del pelo, lo que también se conoce comúnmente como calvicie.

Los patrones en los hombres suelen ser las entradas en la frente o la falta de cabello en la coronilla.

En las mujeres, el patrón de caída es difuso, además existen ideas equivocadas como el que es normal que las mujeres tengan el cabello fino o que lo pierdan por estrés. Por estas razones es que se diagnostica más tarde.
 

La doctora Abril Martínez, integrante de la Clínica de Oncodermatología de la UNAM, explica que minerales como el hierro son muy importantes para el crecimiento del pelo. Es común que las mujeres sufran deficiencias de este elemento de las que su cuerpo no puede recuperarse debido a la pérdida de sangre en cada ciclo menstrual.

“Lo que sucede en el pelo es un reflejo de lo que sucede en el cuerpo” señala. Por eso los dermatólogos deben determinar cuál es el estado general del paciente, si está durmiendo bien o si hace ejercicio excesivo.

Además se miden factores como sus niveles hormonales y de micronutrientes importantes como hierro y vitamina D. La edad también influye. A medida que envejecemos el cabello se adelgaza y pierde densidad, sin embargo, es importante investigar si hay otros factores que lo estén alterando para determinar el mejor tratamiento.

Tipos de calvicie
Los especialistas dividen la caída del pelo en dos tipos principales, la permanente y la no permanente. La alopecia androgenética —que tiene un importante componente hormonal—, así como el efluvio telógeno —el cual con frecuencia se asocia a un evento que lo detonó como una neoplasia, una cirugía o una pérdida de peso corporal importante— son casos de calvicie no permanente.

Algunos ejemplos de la permanente son la alopecia cicatrizal y la alopecia frontal fibrosante; esta última afecta a mujeres que pierden las cejas y gradualmente toda la parte frontal del pelo.

La Clínica de Oncodermatología de la UNAM, ubicada en el campus de Ciudad Universitaria, además de tratar diversas enfermedades de la piel, alberga una Clínica de Enfermedades del Pelo en donde se atiende a pacientes que sufren alopecia.

Se estima que el 30 por ciento de la población mundial es afectada por la alopecia androgenética, una de las formas más comunes de calvicie.

Ciencia UNAM, Dirección General de Divulgación de la Ciencia
 

Temas Relacionados
alopecia calvicie
Guardando favorito...
 

Noticias según tus intereses

Comentarios