X

Traslado de vuelos al AIFA detona incertidumbre

Expertos prevén desequilibrio en aerolíneas a causa del decreto que busca reducir operaciones en el AICM

Traslado de vuelos al AIFA detona incertidumbre
El decreto gubernamental que se va a publicar en los próximos meses tiene la intención de reducir las operaciones en el AICM de 61 vuelos por hora a 49
Cartera 05/05/2022 02:55 Sara Cantera Actualizada 04:04
Guardando favorito...

El decreto que el gobierno federal está por lanzar para reducir las operaciones en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) y trasladar vuelos al Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA) va a generar “incertidumbre en el mercado”, al mismo tiempo que las aerolíneas siguen sin recuperarse financieramente de los estragos de la pandemia.

El decreto que se va a publicar en los próximos meses tiene la intención de reducir las operaciones en el AICM de 61 vuelos por hora a 49. La medida va a eliminar 12 aterrizajes o despegues por hora, dando como resultado una reducción de aproximadamente 20% de las operaciones en la terminal aérea.

El subsecretario de Transporte, Rogelio Jiménez Pons, dijo que el decreto pretende trasladar los vuelos chárter, de carga, vuelos excesivos y de nuevas aerolíneas al AIFA, para después empezar con las aerolíneas.

Será en julio y octubre cuando Aeroméxico, Volaris y Viva Aerobus tendrán que reducir sus vuelos en el AICM para utilizar el AIFA u otros aeropuertos, como el de Toluca o Puebla. Jiménez Pons señaló que a aerolíneas extranjeras que tienen códigos compartidos con las nacionales se les pedirá que hagan una “reprogramación”.

EL UNIVERSAL consultó al subsecretario de Transporte para detallar sobre el tema, pero declinó hacer comentarios.

Para Juan Antonio José, consultor y analista de aviación, el decreto va a generar más incertidumbre en el mercado de la aviación: “¿Con qué argumento le vas a decir a una aerolínea que su nueva temporada de invierno ya no la va a hacer totalmente el AICM?

“En el tema de las aerolíneas de carga, ¿a quién vas a sacar?, ¿a quién le vas a decir que se vaya al AIFA mientras dejas a otras en la mina de oro del AICM?”, expuso José.

Además, los vuelos que hacen las aerolíneas charteras comerciales no son regulares, agregó, son operaciones extraordinarias, con un programa anticipado y son vuelos como los que llegan cada que hay un partido de la NFL en la Ciudad de México o todo el equipo de la Fórmula 1.

“[El decreto] tiene una vertiente política para incentivar el uso del AIFA, pero va a alterar un sistema. Va a desequilibrar la oferta ahorita que las aerolíneas necesitan recuperarse.

“En el primer trimestre del año, todas volvieron a reportar pérdidas y si les metes complicaciones en lugar de certidumbre para que reviertan sus pérdidas, pones en peligro la conectividad porque van a dejar de invertir”, explicó José.

En tanto, Rosa María Montero, consultora en política aeronáutica y miembro de la Asociación Mexicana de Abogados en Derecho, dijo que cualquier decisión que se tome debe apegarse a la Ley de Aeropuertos y el Reglamento, las cuales prevén acciones para el caso de saturación: “Los vuelos regulares de pasajeros tienen preferencia sobre los chárter y los vuelos de carga, supongo que ese criterio se está considerando para organizar el tráfico de la zona metropolitana y no perjudicar las conexiones ni los acuerdos interlineales”, comentó.

Por su parte, el secretario general de la Asociación Sindical de Pilotos Aviadores de México (ASPA), Humberto Gual, mencionó que ya solicitaron una audiencia con el subsecretario de Transporte para tener una visión clara de cómo se va a aplicar el decreto.

“Si se trata de mover la carga del AICM a Santa Lucía, el aeropuerto todavía no está listo, no hay recintos fiscales como en el de la Ciudad de México”.

Temas Relacionados
AIFA El Universal
Guardando favorito...

Noticias según tus intereses

Comentarios

El Universal
Las Indispensables

Termina tu día bien informado con las notas más relevantes con este newsletter

Al registrarme acepto los términos y condiciones