18 | ENE | 2020
El presidente de  la Coparmex, Gustavo de Hoyos
El presidente de la Coparmex, Gustavo de Hoyos, en la imagen. Foto: Archivo EL UNIVERSAL

Consejo fiscal independiente, necesario contrapeso en siguiente administración: Coparmex

03/09/2018
10:43
Ivette Saldaña
Ciudad de México
-A +A
El presidente de la Coparmex, Gustavo de Hoyos, dijo que si el próximo gobierno fijó como prioridad hacer un manejo eficiente del gasto público, es necesario un cambio profundo en la política fiscal

La Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) propuso tener un consejo fiscal independiente en México, que cree contrapesos al próximo sexenio, vía la fusión del Centro de Estudios para las Finanzas Públicas de la Cámara de Diputados y del Instituto Belisario Domínguez del Senado.

El presidente de  la Coparmex, Gustavo de Hoyos, dijo que si el próximo gobierno fijó como prioridad hacer un manejo eficiente del gasto público, es necesario un cambio profundo en la política fiscal, que incluya  ese consejo, integrado por especialistas.

Ante la conformación del próximo gobierno es necesario que existan contrapesos para el poder Ejecutivo, a fin de asegurar finanzas públicas sanas y una buen manejo presupuestal.

Por lo que hizo un llamado al presidente electo, Andrés Manuel López Obrador y a los congresistas analizar a fondo las bondades de la propuesta.

Solamente así se podrá revertir la situación actual porque las finanzas públicas se manejaron con “irresponsabilidad” en los últimos años tanto por el Ejecutivo federal como en los estados.

El  Consejo fiscal independiente deberá tener independencia garantizada, tal y como sucede en el 90% de los consejos del mundo, como se observa en Estados Unidos, Bélgica o Dinamarca.

Con ello podrá evaluar la política fiscal, su planeación y desempeño, así como elaborar las evaluaciones macroeconómicas y presupuestarias. Además de  monitorear el cumplimiento de las reglas fiscales, y analizar  la sostenibilidad de la política fiscal.

Para ello es importante que el consejo sea independiente para divulgar sus investigaciones y darles la máxima difusión. Así como autónomo para elaborar su programa anual de trabajo y blindarse de toda intervención política, en otras palabras requiere  contar con presupuesto.

“De cara a la nueva realidad política de México, en que el Poder Ejecutivo Federal contará con la afinidad política de la inmensa mayoría de ambas cámaras del Congreso, los contrapesos institucionales serán especialmente necesarios para asegurar finanzas públicas sanas y un ejercicio eficiente del gasto”, añadió De Hoyos.

Explicó que propone el darle mayor fuerza al  Centro de Estudios para las Finanzas Públicas de la Cámara de Diputados, porque el trabajo de éste lo reconoce la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). A pesar de ello, a la fecha, no cuenta con el marco legal “ni con las atribuciones necesarias para ser un órgano que haga un contrapeso eficaz”.

cg

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios