Suscríbete

Qué le ocurre a los frenos cuando se quema llanta

Aunque la práctica podría resultar divertida, quemar llanta tiene implicaciones en el sistema de frenado, aquí te explicamos los detalles

quemar-llanta
Las llantas deben estar en estado óptimo para garantizar que los frenos funcionen correctamente / Foto: Unsplash
Autopistas 26/11/2020 12:27 Luz Elena Morales CDMX Actualizada 12:27

Cuando se trata de la seguridad de un vehículo, la calidad del sistema de frenado juega un papel crucial, ya que el sistema de frenos es una de las características de seguridad más importantes y los frenos en buen estado pueden marcar la diferencia entre evitar un accidente y que ocurra una posible tragedia, dice Quic Transmission, compañía de servicios automotrices.

Actualmente, la mayoría de los carros cuentan con frenos de disco, los cuales reemplazaron a los frenos de tambor al mostrar una mayor eficacia. 

Los frenos de disco funcionan de la siguiente forma: cuando se pisa el pedal de freno se activa una bomba hidráulica que conduce el líquido de frenos hacia las pinzas de freno. La presión del líquido hace que los pistones empujen las pastillas. Estas pastillas hacen fricción contra el disco de freno, donde la energía cinética se convierte en calor disipado, y así el conjunto del vehículo desacelera progresivamente, explica Atlántico Autocentros.  

Leer también: Cuándo debes cambiar el líquido de frenos de tu auto

Sin embargo, para que los frenos funcionen adecuadamente es importante que las suspensiones no presenten holguras ni signos evidentes de deterioro y que los neumáticos se encuentren en buen estado y con presiones correctas.

llanta.jpg (Foto: Pixabay)

En caso de que los neumáticos no se encuentren en estado óptimo, estos no serán capaces de satisfacer la exigencia de los frenos y el coche no responderá adecuadamente al momento de pisar el freno. Por tanto, las buenas condiciones de los neumáticos serán decisivas a la hora de garantizar una buena frenada, manifiesta Atlántico Autocentros.

Por su lado, la compañía Michelin, especialista en neumáticos, indica que los principales problemas que sufren las llantas se deben, en gran medida, a los peligros del camino o a la acumulación de calor, ya que las altas temperaturas en los neumáticos contribuyen a la pérdida rápida de aire o incluso causan un estallido repentino de la llanta, lo que puede ocasionar a la vez una pérdida del control del vehículo. 

Leer también: Las marcas de llantas con menor desgaste

Qué ocurre al quemar llanta 

En un video publicado en YouTube por Engineering Explained se muestra el grado de desgaste que puede sufrir un neumático cuando se quema llanta, lo cual, insistimos, repercute en el sistema de frenado. 

La grabación presenta un vehículo Honda, el cual es monitoreado con una cámara térmica, la cual graba y muestra el desgaste que sufre el neumático al estar expuesto a altas temperaruras.

Durante el video se muestra cómo en sólo 5 segundos el neumático del coche alcanza una temperatura de 160 grados y comienza a soltar pequeños fragmentos de goma. Perder estos fragmentos resulta perjudicial para los neumáticos, ya que la llanta se daña gravemente y se condiciona su adherencia, explica Grupo Baldajos, especialistas en mantenimiento de vehículos. 

Otro video publicado en la plataforma muestra, con una cámara GoPro, el desgaste interno que sufre un neumático cuando se realiza la práctica de quemar llanta. El canal Percepción Distorsionada presenta esta perspectiva en la cual se observa cómo el calor aplicado va desgastando el neumático hasta hacerlo estallar, dejándolo inservible.

Leer también: ¿Cómo hacer un arrancón?

Los especialistas indican que aunque el sistema de frenado no presente fallas al momento de quemar llanta, los neumáticos sí se desgastan y resultan dañados por las altas temperaturas que experimentan, hecho que en un futuro podría provocar que el coche no responda correctamente a la exigencia del frenado.  

El humo al quemar llanta

Una desventaja presente en la práctica de quemar llanta es el “humo” que se produce durante el proceso. Ya que, aunque puede llegar a parecer humo, en realidad es otro compuesto muy perjudicial para la salud, sostiene Grupo Baldajos. 

El “humo” que se observa al momento de quemar llanta proviene del derretimiento de la banda de rodadura del neumático, hecho que provoca que los elementos de la goma, como los compuestos químicos y los aceites, se evaporen y al estar en contacto con el aire frío se condensen en forma del humo blanco que aparece al momento de quemar llanta, agrega Grupo Baldajos. Respirar grandes cantidades de estos compuestos químicos podría resultar perjudicial para la salud humana.

Temas Relacionados
llantas quemar llanta frenos

Comentarios