Aseguran residuos peligrosos en operativo con Interpol

La Profepa revisó 4 mil 162 unidades de transporte que correspondieron a casi 30 mil toneladas de baterías usadas de plomo ácido, tierras contaminadas con hidrocarburo, aceites gastados y residuos biológicos infecciosos

Foto tomada de Twitter @PROFEPA_Mx
Nación 08/08/2017 15:55 Astrid Rivera Actualizada 15:59

Cerca de 30 mil toneladas de residuos peligrosos revisados, así como el aseguramiento de 80 toneladas de estos deshechos y la clausura de nueve empresas son los resultados en México de un operativo mundial en el que participó la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol) y la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa).

El “Operativo 30 días de acción” al combate de tráfico ilegal de residuos peligrosos se aplicó durante el pasado mes de junio en 43 naciones de América, Asia, Europa y África, y culminó con la detención y aseguramiento de 1.5 millones de toneladas de materiales y sustancias peligrosas.

Durante la acción en nuestro país la Profepa revisó 4 mil 162 unidades de transporte -3 mil 309 en puntos carreteros y 853 contenedores en aduanas- que correspondieron a casi 30 mil toneladas de baterías usadas de plomo ácido, tierras contaminadas con hidrocarburo, aceites gastados y residuos biológicos infecciosos.

Toda esta clase de mercancía o material residual carecía de autorizaciones federales para su transportación así como de los respectivos manifiestos de entrega transporte recepción que exige el marco jurídico en nuestro país.

Asimismo, elementos de la Profepa verificaron mil 344 movimientos transfronterizos de mercancías peligrosas sujetas a regulación federal por parte de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), y casi 2 mil 500 contenedores en puertos marítimos.

El operativo coordinado en territorio nacional por la Interpol México contó además con el apoyo de la Procuraduría General de la República (PGR), y se realizó en 69 puntos carreteros y 23 aduanas del país en las que participaron casi 200 inspectores federales de la Profepa.

Como resultado de estas acciones se clausuraron nueve empresas ubicadas en los estados de Baja California, Coahuila, Estado de México, Guanajuato, Puebla y Zacatecas por operar con irregularidades ambientales como: rebasar emisiones de límites máximos permisibles de emisiones de contaminantes, mal manejo y almacenamiento de residuos peligrosos, contaminación de suelos, descargas de aguas residuales sin autorización, entre otras.

México a través de la Profepa realiza de manera permanente el combate el tráfico de residuos peligrosos, en colaboración con los demás países del mundo y con las organizaciones encargadas de combatir las actividades ilegales y de proteger el medio ambiente.

El “Operativo 30 días de acción” estuvo coordinada por el Grupo de Trabajo sobre delitos por contaminación de Interpol y entre los principales objetivos del operativo estuvieron: detectar disposición y movimientos ilegales de materiales, residuos y sustancias peligrosas en 43 países de 4 continentes.

Estas acciones identificaron a nivel mundial 226 actos delictivos que involucraron más de 1 millón de toneladas de residuos y 413 irregularidades administrativas que implicaron más de medio millón de toneladas de residuos.

México, como parte de este gran esfuerzo, implementó algunas acciones como: vigilancia coordinada con la Agencia de Protección Ambiental de los Estados Unidos de Norte América y con el Departamento de Control de Sustancias Tóxicas del Estado de California en la frontera norte del país.

Para ello llevó a cabo un operativo carretero nacional; atendió todas las solicitudes de verificación de la importación y exportación de los materiales, sustancias y residuos peligrosos; e inspeccionó a diversas empresas con manejo de residuos peligrosos.

lsm

Comentarios