Piden a población no confiarse del asma

Médicos del IMSS alertan que una crisis nerviosa o un accidente puede cerrar sus bronquios y causar la muerte
02/05/2017
02:14
Perla Miranda
-A +A

[email protected]

Por cada millón de personas, un paciente con asma puede morir a causa de una crisis o exacerbación; por ello, Martín Becerril, jefe del servicio de alergias del Hospital de Especialidades del Centro Médico Nacional de La Raza, invitó a la población a estar alerta y no confiarse. “Es muy frecuente que los enfermos subestimen la gravedad del problema, pero cuando tienen una crisis sus bronquios se cierran y esto se puede complicar y ocasionar la muerte”, detalló.

Hoy, al conmemorarse el Día Mundial del Asma, el especialista explicó a EL UNIVERSAL que las personas que viven con asma pueden tener percances automovilísticos o problemas al realizar actividades deportivas si no siguen un tratamiento idóneo. “El paciente tiene dificultad para respirar, siente que se ahoga y siente opresión en el pecho, si van manejando o están practicando un deporte esta crisis puede derivar en un accidente, incluso llegar a la muerte”.

En México, 7% de la población padece asma, según cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS), los más afectados son menores de edad, desde que nacen hasta los 14 años, porque están más expuestos a infecciones respiratorias.

Martín Becerril dijo que los síntomas son variables y que un motivo por el que existen diagnósticos tardíos es que la tos o dificultad respiratoria aparecen por la noche y cuando el enfermo acude al médico sus bronquios están abiertos.

Con respecto al tratamiento que se brinda, el IMSS informó que éste tiene un enfoque preventivo, con la promoción de hábitos saludables y aplicación de vacunas, así como procedimientos invasivos de los bronquios.

A pesar de que el asma no es un padecimiento curable, puede ser 100% controlable en aquellos que siguen recomendaciones, como tener el esquema de vacunación completa, realizar ejercicio, tener una alimentación adecuada y reducir la obesidad, además de evitar la exposición a contaminantes dentro del domicilio. En 2015, el IMSS atendió más de 260 mil casos de crisis por asma.

Los pacientes son atendidos por alergólogos y neumólogos, quienes determinan el tratamiento de acuerdo con la gravedad de su caso.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS