Se encuentra usted aquí

Solidaridad con el Ejecutivo

08/07/2019
03:24
-A +A

Es innegable el momento tan difícil que vive nuestro país en temas tan relevantes como lo es el flagelo de la inseguridad que, hoy, no solo continúa y se sostiene como nuestro principal problema, la crisis que se vive en los órganos responsables de atenderla es evidente; seguramente se dará una separación de miles de elementos de la Policía Federal, que se encuentra en proceso de extinción y el inicio de una nueva capacitación para lo que es la Guardia Nacional.

Y es que efectivamente no se puede tachar de delincuente a nadie, sin presentar las pruebas contundentes que así lo acrediten; sin embargo, el esfuerzo que realiza el gobierno federal para atender y combatir de forma directa este flagelo también es de reconocerse.

Aplicar una acción de política pública requiere de un proceso de proyección, análisis, planeación y desarrollo; en este momento estamos obligados a ser solidarios y apostar al éxito de la propuesta hecha por el presidente Andrés Manuel López Obrador, misma que está siendo desarrollada por su equipo en materia de seguridad y será el mecanismo que habrá de permitir a los mexicanos gozar de la estabilidad social, que, a través de la seguridad efectiva, se logre a favor de la población.

La convulsión que viven órganos de seguridad anteriores a este régimen responde a diferentes causas. La incertidumbre laboral, donde se enmarcan salarios y todo tipo de prestaciones, es sin duda una de aquéllas y es muy justo su reclamo; pero, tampoco podemos desestimar que existan intereses pervertidos que atiendan compromisos desleales y vínculos con la delincuencia organizada.

En fin, no es conveniente cortar a todos los servidores o exservidores con la misma tijera, más aún si no se cuenta con evidencia para hacerlo; pero, por otro lado, tampoco se puede desestimar la posibilidad de conductas inapropiadas y hasta delincuenciales a la hora del ejercicio de su función.

Difícil tarea tiene el secretario de Seguridad y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo, quien, a decir verdad, denota esfuerzo e interés por ser quien concrete la propuesta en materia de seguridad del presidente López Obrador.

A todo lo anterior, se suma una crisis más que evidente: la política migratoria continúa y continuará siendo un difícil tema por atender por parte del Estado mexicano. Con pulcritud tendría que ser aplicada la operación para contener a miles de inmigrantes que provienen no solo de Latinoamérica, también de otros países, incluso fuera del continente americano.

A este tema, por sí mismo sensible, se suman las imágenes que hemos observado en donde la muerte se ha manifestado en seres vulnerables, que lo único que buscaban era alcanzar el tan anhelado y difundido sueño americano y al cruzar por nuestro país, encontraron la pesadilla mexicana.

En este rubro no hay duda de que el presidente Andrés Manuel López Obrador ha dado su confianza total al responsable de llevar la política exterior, y los efectos de los acuerdos en materia de migración, que hoy observamos y seguramente seguiremos haciéndolo.

Lo más preciado que tiene México, y que logró a través de su historia de lucha y nacionalismo, es su soberanía y autodeterminación.


Diputado federal

HÉCTOR SERRANO
Diputado federal y ex secretario de Movilidad del gobierno de la Ciudad de México

Comentarios

 
 

MÁS EN OPINIÓN