FOTO: Facebook/Benjamin Lacombe (official Page)

Frida Kahlo es una obra de arte: Benjamín Lacombe

24/11/2016
16:35
Notimex
Ciudad de México
-A +A
El diseñador francés presentará el libro "Frida" en la FIL de Guadalajara

Para el diseñador francés Benjamín Lacombe (1982), la pintora mexicana Frida Kahlo (1907-1954) es más que una pintura, es una obra de arte que inspiró a otras personas e impuso una moda, “fue icono y un monumento mexicano e internacional”.

Entrevistado previo a la presentación de su libro ilustrado Frida en la Feria Internacional del Libro (FIL) de Guadalajara, el próximo domingo, el artista cuyas creaciones melancólicas y repletas de detalles lo han convertido en estandarte de la nueva generación de ilustradores, señaló que en este ejemplar mezcla la historia personal de Kahlo con el amor por su tierra a través de la metáfora.

Bajo el sello Edelvives, en este libro, que cuenta con textos del también francés Sebastián Pérez, ofrece una original inmersión en el peculiar proceso creativo de Frida Kahlo y en nueve temas centrales de su inspiración: el accidente, la medicina, la tierra, la fauna, el amor, la muerte, maternidad, la columna rota y la posteridad.

Lacombe cuenta que su primer encuentro con la pintora fue cuando él tenía 10 años de edad y fue a través de una postal de la obra “Frida con changuito”. Al observarla, confesó, quedó cautivado por la mirada fija y fuerte de la autorretratista mexicana.

“Me cautivó el ver que estuviera rodeada de animales y ver su mirada tan fija y fuerte. Cuando hice mis estudios de arte, fue cuando conocí a Frida Kahlo de manera profesional y ese cuadro muestra, no a mujer con un mono, sino el miedo que ella tiene a desaparecer, a ser desposeída”, apuntó.

Benjamín Lacombe cuenta que la idea del libro surgió tras la presentación de otra de sus publicaciones en México “Madama butterfly”, visitó el museo Casa Azul Frida Kahlo, así como el Dolores Olmedo para conocer más sobre la pintora.

“Todo alrededor de su vida es arte, es creación; su casa, su pintura y el estar frente a frente en su casa, fue un detonante para hacer el libro”, dijo Lacombe.

Indicó que en el texto se presentan diversas ideas que vivieron en Casa Azul, como por ejemplo, “el que la casa se vuelva un museo, el que sus zapatos se haya quedado su marca, todo eso, es impresionante”.

En su oportunidad, Sebastián Pérez sostuvo que en Francia no se conoce a profundidad a la pintora y esa es la idea del libro, que los franceses dejen de verla de forma superficial.

Como si fuera un libro de pensamientos, Pérez alterna sus textos poéticos con extractos de los cuadernos personales de Frida que transmiten sus más profundas emociones, mientras que Benjamín Lacombe las plasma en ilustraciones y transporta al lector a lo más hondo de su alma a través de una sucesión de páginas troqueladas.

“La idea de tener un libro con papel picado, es conocer a Frida a través de esa imagen; la primera impresión se observa a Frida salir de las entrañas, del dolor y de su propio cuerpo. Luego pasamos a una prisión que da la idea de que ella misma es prisionera de su cuerpo y al salir crea un mundo, su mundo del dolor.

“Hicimos el papel picado para hacer una representación del cuerpo de Frida que fue tantas veces lastimado; queríamos entrar por esos cortes a través del universo de la artista y de ahí utilizar el libro como un túnel y adentrarse a la pintora”, detalló Lacombe.

Artículo

El cuadro de Frida Kahlo que Diego regaló

La pintura Niña con collar, de 1929, fue subastada por la casa Sotheby’s en NY por la suma de un millón 500 mil dólares
El cuadro de Frida Kahlo que Diego regaló El cuadro de Frida Kahlo que Diego regaló

En tanto, Pérez habló de las dificultades que tuvo para crear los textos que se acompañan y que hacen referencia a la vida de la pintora, desde su nacimiento y hasta su muerte.

“Fue difícil trabajar con los textos, pues por lo general, cuando se hace un libro con ilustración, se hace primero el texto y luego las imágenes. Y en este caso fue complejo adentrarse en Frida. No sabía cómo abordar la vida de la pintora”, confesó.

“Sabía que no deseaba hacer una biografía, una historia y al final Benjamín hizo sus recortes de imágenes y un desglose de todas ellas con nueve temas, fue entonces que encontré el detonador de mis textos. Deseaba que el texto fuera tan metafórico y sutil como el trabajo de Frida”, apuntó.

Finalmente, Lacombe reiteró que más que una mirada íntima e introspectiva sobre la personalidad de uno de los principales iconos de la cultura latinoamericana del siglo XX, el libro “Frida” es poesía visual, “es un libro de artista hecho por artistas”.

 

sc

INFORMACIÓN RELACIONADA

TEMAS RELACIONADOS

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios