EU refuerza seguridad fronteriza con México

Promulgan ley para contratar a más vigilantes en la zona
La legislación da a los procuradores de los condados herramientas adicionales necesarias para combatir delitos relacionados al tráfico de personas y de drogas. En la imagen, policías patrullan en el Río Grande, en julio de 2014 (ARCHIVO AP)
10/06/2015
03:57
-A +A

Dallas.— El gobernador de Texas, Greg Abbott, promulgó ayer cuatro leyes orientadas a reforzar la seguridad fronteriza, incluido un estatuto que autoriza la contratación de más agentes y equipos para ser destinados a la vigilancia de la zona.

Abbott firmó en una ceremonia este martes en las oficinas regionales del Departamento de Seguridad Pública (DPS) de Texas, en Houston, la iniciativa HB11, que autoriza la contratación de 250 nuevos agentes para ser desplegados a lo largo de la frontera.

La nueva ley ordena también aumentar a 50 horas la jornada laboral semanal de todo el personal del DPS que trabaje en la zona fronteriza, y contempla recursos financieros para el pago de las horas extras.

La iniciativa, la más prominente de las cuatro firmadas ayer por el gobernador, autoriza a crear el Centro de Inteligencia Transnacional de Texas, para coordinar los esfuerzos de vigilancia fronteriza en tiempo real y monitorear sus resultados.

Esta ley, que está acompañada por una partida de 800 millones de dólares del presupuesto estatal para la seguridad fronteriza, contempla también proporcionar capacitación y equipo adicional a los agentes del DPS.

Asimismo, otorga a los procuradores de los condados herramientas adicionales para combatir delitos relacionados al tráfico de personas y drogas.

“No podemos ser ingenuos ante la amenaza que representan los cárteles de la droga y las pandillas transnacionales”, dijo Abbott.

“Texas no se quedará de brazos cruzados mientras el gobierno federal no puede hacer su trabajo y asegurar la frontera”, advirtió el gobernador.

Abbott firmó también otros tres proyectos de ley para crear una Unidad de Prevención de Tráfico Sexual Infantil, para aumentar los castigos a los traficantes de personas y proporcionar más recursos a la unidad de procesamiento fronterizo.

Este es el resultado de que el 26 de mayo pasado el Senado de Texas aprobara una iniciativa de ley que provee 310 millones de dólares para reforzar la seguridad de la frontera de Texas con México durante los próximos dos años, declarada como prioridad por el gobernador Greg Abbott.

La iniciativa fue aprobada por una mayoría de 27 votos contra cuatro y será reenviada a la Cámara de Representantes para la aprobación final de las modificaciones y ajustes.

La aprobación puso punto final a un desacuerdo entre la Cámara de Representantes y el Senado sobre cómo distribuir el dinero que se destinaría a la seguridad fronteriza y en qué capacidad mantener a la Guardia Nacional de Texas vigilando la zona.

La iniciativa, del representante republicano Dennis Bonnen, destinará a la seguridad de la frontera con México alrededor de 310 millones de dólares durante el bienio 2016-2017.

El plan incluye la contratación de cientos de nuevos agentes del Departamento de Seguridad Pública (DPS) de Texas, que serán destinados a custodiar la frontera y vendrán a reemplazar las tropas de la Guardia Nacional que permanecen vigilando la zona.

De acuerdo con las leyes firmadas ayer por el gobernador, se iniciará la contratación de los 250 nuevos agentes de la DPS.

Cabe recordar que la Guardia Nacional de Texas fue desplegada en junio pasado por el entonces gobernador Rick Perry para ayudar al DPS a vigilar la frontera. La vigilancia bajo la denominada “Operación Seguridad Fuerte”, fue diseñada en respuesta a la oleada de inmigrantes centroamericanos indocumentados que ingresaron a Texas en el verano pasado a través de su frontera con México.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS