Se encuentra usted aquí

¿Cómo entender?

Esta protesta de los jugadores del Veracruz, desafortunadamente mal diseñada, daña la imagen del futbol mexicano
¿Cómo entender?
21/10/2019
01:53
-A +A

El profesionalismo en el futbol tiene varias corrientes, ya que existen diversas organizaciones, como ligas, comités olímpicos, federaciones, asociaciones, gremios de deportistas, patrocinadores, medios de comunicación, grupos, en los que los atletas están afiliados y comprometidos. Y, lo más importante, la noble afición.

Por otro lado, son los dueños de los equipos los que pagan a los deportistas, quienes —al final de cuentas—, dentro de la organización son empleados que perciben salarios, premios, bonos y cuentan con ciertos derechos, a cambio de ciertas obligaciones, pero el que paga es el que manda.

Esto lo vemos muy claramente con el tema del equipo Veracruz, en el que —primeramente—, el dueño no les paga a sus empleados, creando una molestia entre ellos, ya que —al final— están trabajando. En este caso, vemos que el dueño no sólo afecta a su equipo, sino que contamina a la Liga y a los demás equipos.

Hay Ligas profesionales en el mundo, como la NFL, la NBA, la Premier League en Inglaterra, las Grandes Ligas, la ATP y la WTA, por citar algunas, que están blindadas y difícilmente tienen este tipo de situaciones, ya que sus deportistas están unidos y unidos de verdad; cuando reclaman, son capaces de parar una Liga.

Existe el gremio o sindicato de los jugadores profesionales del futbol mexicano, pero evidentemente no está unido. Los empleados o jugadores del Veracruz están sufriendo la irresponsabilidad del dueño y, aunque la Liga y la Federación Mexicana de futbol tratan de arreglar el asunto, la sangre llegó al río, y cuando acuerdan cubrir la irregularidad que existe por parte de la directiva del Veracruz, ya es demasiado tarde, desafortunadamente para la Liga MX y la Femexfut.

Esta protesta de los jugadores del Veracruz, desafortunadamente mal diseñada, daña la imagen del futbol mexicano, que aun así, con estas complicaciones tan serias, es considerada entre las mejores de América Latina. ¡Así estarán las otras!

Cada equipo es una empresa, tiene sus objetivos, sus políticas, sus organigramas, sus presupuestos y su estilo de trabajar. En la Liga MX, cada equipo tiene un dueño y ese dueño es un empresario reconocido, con salvadas excepciones.

¿Cómo entender esta situación tan compleja que sucede en La Liga MX, siendo una Liga importante y extremadamente mediática que está, con este problema, trascendiendo fronteras?

El gremio de los futbolistas debe estar muy unido, los dueños de los equipos igual, la Liga y la Federación deben blindar este tipo de problemas, para colaborar todos con un mismo objetivo, para que —en el futuro—, no sufran con estos problemas que afectan a todos y en especial a la afición y a los patrocinadores.
¡Vamos, futbol mexicano! Somos mucho mejores que eso. 

[email protected]