Los pendientes para el nuevo presidente de la Liga MX

Gerardo Velázquez de Léon

Tendrá que ocuparse en saber hasta dónde están involucrados los equipos en la cuestión de malos manejos fiscales, eso es muy importante

La Liga MX cambia de timón y lo hace con un hombre que ha estado toda su vida en la política, en puestos de gran responsabilidad y que han sido clave en diferentes sectores económico-sociales. Mikel Arriola es licenciado en derecho por la Universidad Anáhuac y tiene una maestría en derecho por la Universidad de Chicago, además de una maestría en políticas públicas por la London School of Economics and Political Science de Londres, Inglaterra.

Ha sido director del Instituto Mexicano del Seguro Social, y ha ocupado diferentes cargos, entre los que destacan su paso por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, experiencia que le servirá mucho en sus nuevas labores, sobre todo al aprovechar las relaciones que ha forjado en su camino, como la que tiene con José Antonio Meade.

Ahora, también hay que decir que la Liga no se desprenderá de Enrique Bonilla, a quien dejan para trabajar en la Liga Norteamericana, proyecto cumbre del futbol mexicano. Es un enroque al mismísimo estilo político. Arriola, quien ha sido un buen pelotari, tendrá varios pendientes por resolver en esta nueva carrera, ahora en el futbol.

El primero es el de los derechos de transmisión. La Liga se tiene que hacer de éstos y no permitir lo que pasó con Fox Sports y Disney, que ahora —se sabe— tienen adeudos con equipos como Santos y Monterrey. Debe trabajar en una bolsa de derechos común para que quien los quiera pague por ellos y se evite que, como puede suceder en este Guardianes 2020, la gran final quedara restringida a no más de 150 mil personas. Eso es primordial.

Puedes leer: "Políticamente correcto"

Tendrá que ocuparse en saber hasta dónde están involucrados los equipos en la cuestión de malos manejos fiscales y, para ello, su experiencia en la Secretaría de Hacienda será  importante. Esos son dos temas fundamentales, porque tienen que ver con la credibilidad del futbol mexicano, pero no son los únicos.

En lo deportivo, debe intentar que regrese la normalidad con ascenso y descenso, que la Liga de Expansión esté sólida y no se cuelen personajes en el mundo del futbol que lo deterioren en todos los sentidos, como fue el caso de Fidel Kuri.

Tendrá que exigir arbitrajes de calidad a la FMF, porque aunque puede ser el mismo ente, debe hacer valer sus derechos como cliente, ya que los clubes son los que pagan a los silbantes, por lo que puede exigir compromiso y transparencia con la Comisión de Árbitros y la Comisión Disciplinaria

Tiene que ser un hombre conciliador. Si bien, dependerá de la Asamblea y los dueños, debe poder tomar decisiones autónomas y que no sea un operador de los propietarios. Además, tendrá que trabajar coordinadamente con Bonilla, así como lo ha hecho desde hace algunos meses en las tantas reuniones que han tenido, como la del 28 de octubre en la Torre Mayor, donde se les veía frecuentemente.

@gvlo2008 - [email protected]
 

 

 

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios