En riesgo, operación de organismos autónomos

Recortes, renuncias, críticas del Presidente y designaciones a modo limitan la actividad de estas 11 instituciones en el país, advierten expertas

En riesgo, operación de organismos autónomos
La Comisión Nacional de los Derechos Humanos, refiere el paquete económico del siguiente año, tendrá una reducción en su presupuesto de 17.3%. Foto: FOTOS: ARCHIVO EL UNIVERSAL
Nación 26/09/2020 03:10 ALEXIS ORTIZ Actualizada 03:10

En los primeros dos años del sexenio de Andrés Manuel López Obrador, los 11 organismos autónomos federales sufrieron recortes presupuestales, renuncias de funcionarios, designaciones de personas sin un perfil adecuado, amenazas respecto a su posible desaparición o descalificaciones por su labor.

Todos estos factores, coincidieron especialistas consultadas, podrían poner en riesgo las actividades de estos organismos diseñados para proteger los intereses de los mexicanos y para ser un contrapeso a las decisiones del gobierno.

En un primer plano, destaca la reducción de recursos: según los presupuestos de egresos de 2018 a 2020 y la propuesta del Paquete Económico para 2021, ocho organismos han sufrido recortes respecto al último año de la administración de Enrique Peña Nieto.

Según el presupuesto 2021 y respecto a 2018, la Comisión Reguladora de Energía (CRE) podría tener una disminución en sus recursos de 26.9%; la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH), 25.9%; el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), 24.5%; el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), 24.4%; Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), 17.3%; el Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (Inai), 16.3%; la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece), 3.1%, y el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), 0.5%.

a9-dos_117377620.jpg
Según el presupuesto 2021, el recorte al Inegi será de 0.5%.

 

“Siempre me ha gustado que el gobierno federal no sea obeso en términos generales y, en ese sentido, estoy a favor de la austeridad, pero no lo estoy con la que impide la operación, pues entre más recortas hay un punto en el que se impide la operación, esa línea es muy delgada y ese camino es muy delicado”, manifestó Valeria Moy, directora del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO).

En entrevista con EL UNIVERSAL, la experta enfatizó la relevancia de los organismos autónomos para la vida pública del país y criticó que su funcionamiento pueda estar en riesgo por la política de austeridad.

“Si no existieran estos organismos, sería más lo que perdería el país. Una cosa es la nómina o la operación de un organismo y otra es pensar que si los desaparecemos nos ahorraremos algo”.

Descalificaciones
 

Por otra parte, las instituciones autónomas no sólo se han visto afectadas en lo económico, también han sido criticadas por el Presidente por las actividades que llevan a cabo o el salario de sus funcionarios.

El Mandatario ha dicho del Instituto Nacional Electoral (INE), por ejemplo, está al servicio de la “mafia del poder”, e incluso mencionó que sería “guardián” de las elecciones para evitar un fraude, lo cual fue rechazado por el titular del organismo, Lorenzo Córdova.

El trabajo del Banco de México (Banxico) también ha sido desestimado por López Obrador, quien en mayo aseveró que respeta la autonomía de esta institución, pero que no confiaba en el pronóstico de una caída de 8.8% en el PIB.

La Fiscalía General de la República (FGR) fue señalada por el Ejecutivo por “tener la arrogancia de sentirse libre” y no acudir a la presentación del 2do. Informe de Gobierno, como sí ocurría en otros sexenios.

A los señalamientos y desestimaciones que han sufrido los organismos, se suman las críticas que López Obrador ha hecho de manera general.

Las descalificaciones han desembocado, por ahora, en la renuncia de Guillermo García Alcocer, excomisionado presidente de la CRE, y en el despido de Gonzalo Hernández, de la Secretaría Ejecutiva del Coneval.

En el caso de Hernández Licona, su salida se dio luego de criticar los recortes derivados de la política de austeridad, mientras que García Alcocer lamentó los candidatos que López Obrador propuso al Senado para que ingresaran a la CRE.

¿Y los nombramientos?
 

Las expertas también advirtieron que en el actual sexenio ha permanecido la práctica de imponer en los organismos a personas cercanas a grupos políticos o sin la capacidad técnica para ocupar un cargo público.

Itzel Checa, coordinadora general del Observatorio de Designaciones Públicas, pone el ejemplo de Rosario Piedra Ibarra, quien fue designada como presidenta de la CNDH a pesar de que estaba afiliada a Morena.

“En los temas de designación se privilegia la cercanía o la pertenencia a distintos grupos políticos, y con la Cuarta Transformación esa práctica no ha cambiado, sigue prevaleciendo en la mayoría de los casos”, dijo.

Agregó que los organismos corren el riesgo de ser afectados a través de sus designaciones, pues, afirmó, en algunos procesos participa el Ejecutivo, el Congreso está dominado por grupos afines al gobierno o la elección no es transparente ni se realiza con una evaluación rigurosa.

Temas Relacionados
organismos autónomos CNDH AMLO

Comentarios