Otro cómplice, boxeador y poeta, en "La casa de papel"
19 | AGO | 2019
La banda planea un nuevo golpe pero ahora con el objetivo de liberar a Río, quién ha sido atrapado por la policía. Foto: NETFLIX

Otro cómplice, boxeador y poeta, en "La casa de papel"

18/07/2019
02:25
Julio Quijano
-A +A
Hovik Keuchkerian se une al elenco de la serie que estrena su tercera temporada

[email protected]

Bogotá.— Detrás de la máscara de Dalí hay un poeta boxeador que tiene fama de escaparse del set de "La casa de papel" para fumar. Se llama Hovik Keuchkerian y, para variar, anda desaparecido.

“¿Y dónde está Hovik?”, pregunta Álvaro Morte quien, de tanto interpretar a El profesor, se ha convertido también en un líder entre el elenco de esta serie que narra la historia de una banda de asaltantes que se roba mil millones de euros de la Real Casa de Moneda de España.

El programa de Netflix estrena mañana la tercera temporada en la cual Keuchkerian es la contratación más notable al interpretar a Bogotá, un nuevo integrante de esta banda caracterizada por el uniforme rojo y la máscara de Dalí.

“Seguro salió a fumar un cigarrillo”, dice Álvaro Morte, un poco impaciente porque las entrevistas para promover los nuevos capítulos se han detenido hasta que aparezca.

También esperan Alba Flores, que hace a Nairobi, y Darko Peric, que interpreta a Helsinki y que se asume como el humorista del grupo.

“¡Viva México, cabrones!”, exclama el actor serbio para mostrar su dominio del español.

“¿Estamos seguros de que no salió a fumar?”, insiste Álvaro. Alba Flores interviene con una broma: “Está en un Interior-Tarde”, dice con la terminología del guión televisivo para aclarar que está en un cuarto contiguo llamando por teléfono.

Cuando Hovik aparece en la puerta, los tres actores le hacen fiesta.

“Soy el nuevo pero me han recibido igual que una familia recibe a un nuevo miembro y con la responsabilidad de hacer una mejor temporada que la anterior”, dice Keuchkerian.

Antes que actor, Hovik fue poeta. Y antes boxeador. Y antes mesero. Y antes, un niño refugiado que llegó a España huyendo junto a su familia de la Guerra Civil Libanesa, esa que duró 15 años y costó la vida de unas 150 mil personas.

Eso explica la efusividad con la que responde si está preparado para la fama de "La casa de papel".

“No es algo que me preocupe pero tampoco lo sufro... ¡Mira que sufrir, sufrir, los mineros; en las minas sí que se sufre!”

En la tercera temporada de la serie, la banda planea un nuevo golpe pero ahora con el objetivo de liberar a Río, quien ha sido atrapado por la policía.

La ex agente Raquel Murillo ahora se pone la máscara para ser Lisboa y ahí es donde se agrega a Bogotá, un criminal que no es tan nuevo.

“Es un personaje que ya ha trabajado con algunos miembros de la banda anteriormente. Tiene un papel muy específico dentro del plan y eso me emociona”.

Ese rol se puede definir como el del confidente. A lo largo de los nuevos capítulos, Bogotá se acerca a cada uno de los personajes para mostrar su lado más emotivo.

“Es un personaje que me va perfecto”, dice en referencia a que como poeta, dramaturgo, boxeador y mesero, siempre se ha ocupado de escuchar... Aunque a veces hay que esperar a que termine de fumar.

Apretada agenda. Una semana es el apretado colchón de tiempo que tienen los actores de la serie para preparar sus escenas de la cuarta temporada.

Álvaro Morte explica que el ritmo de trabajo los tiene agotados.

Mientras hacen promoción de la tercera, tienen que leer los guiones de la cuarta para grabarlos la siguiente semana.

“Acabo de recibir el capítulo siete y lo estoy leyendo en el tiempo libre que hay entre vuelos, entrevistas y grabaciones”, explica. La tercera temporada se estrena mañana y la cuarta está en rodaje.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios