Remesas, al alza en abril; crecerán por aranceles

Envían 2 mil 861 millones de dólares, de acuerdo con reporte del Banxico; analistas anticipan menor empleo en EU para migrantes por planes de Trump

Cartera 04/06/2019 04:06 Leonor Flores Actualizada 04:12

[email protected]

Si bien en abril las remesas familiares fueron menores en comparación con marzo de este año, se espera que el flujo se acelere como efecto de la medida arancelaria que el presidente estadounidense Donald Trump advirtió que se aplicará a México.

En abril los connacionales que viven o trabajan fuera del país, sobre todo en Estados Unidos, enviaron remesas a sus familiares por 2 mil 861 millones de dólares, informó el Banco de México (Banxico).

Lo anterior significó un aumento de 3.6% en comparación con igual mes de 2018, cuando se enviaron 2 mil 761 millones de dólares.

Sin embargo, los llamados “migradólares” se desaceleraron respecto a marzo de 2019, ya que se habían registrado flujos por 2 mil 897 millones de dólares el mes anterior.
03jun2019-remesas-01.gif

En marzo del presente año fue cuando se registró un récord de 9 millones de envíos, y éstos bajaron a 8.9 millones de operaciones electrónicas durante abril de 2019.

No obstante, el promedio mejoró con 321 dólares frente a 320 dólares
de marzo.

De esta manera, de enero a abril las remesas acumuladas que han enviado los mexicanos a sus hogares sumaron un total de 10 mil 521 millones de dólares, 5.76% más sobre igual periodo de 2018.

La mayoría de las remesas se enviaron por transferencia electrónica,
con 33.4 millones de operaciones
en los primeros cuatro meses del año, que representaron un aumento
de 3.89%.

Cada mexicano envió a sus familiares 317 dólares en promedio, lo que implicó una variación positiva de 1.80% sobre el periodo mencionado.

En todo 2018, las remesas totalizaron 33 mil 470 millones de dólares.
03jun2019-remesas-02.gif

Aranceles y migración. Para los analistas de Banorte, Juan Carlos Alderete y Francisco Flores, la noticias sobre la posible imposición de aranceles a las exportaciones mexicanas a Estados Unidos como medida de presión en materia migratoria podría provocar que los migrantes empleados trates de enviar más de su ingreso a nuestro país.

Se estaría descontando un mayor riesgo de ser deportados, lo cual sería positivo para remesas, estimaron.

Otro impacto que ven es en la actividad en sus comunidades, considerando el alto grado de interdependencia en las cadenas de suministro, lo que dañaría las condiciones de empleo aún más.

Lo anterior, aseguraron, reduciría la posibilidad de que sigan enviando dinero hacia México.

Aunque mencionaron que calcular el efecto neto es altamente incierto, advirtieron que sería más negativo conforme se aumente el monto del arancel, el cual podría alcanzar hasta 25% en octubre.

Proyectan menor empleo. Anticiparon que es probable que siga presentándose una situación similar, en lo que resta del año ante las altas tasas de crecimiento que se vieron durante el mismo periodo de 2018. Como efecto negativo adicional, señalaron la desaceleración en el ritmo de crecimiento del empleo de los migrantes mexicanos que trabajan del otro lado de la frontera norte.

“Creemos limitará el potencial de crecimiento de estas”, advirtieron.

Sin embargo, confiaron en que dichos flujos seguirán mostrando un desempeño neto positivo para
este año.

Los analistas destacaron que si se visualizan las remesas en los últimos 12 meses, suman un total de 34 mil 43.8 millones de dólares, cuando el monto había sido de 33 mil 943.6 millones en marzo de 2019.

Es decir, manifestaron que todavía es favorable el comportamiento a pesar de los factores que señalaron como limitantes.

Comentarios