Pide licencia titular del Supremo Tribunal

Tiene antecedentes penales por atropellar y matar a una mujer en 1984; él afirma que fue accidente de juventud

Estados 28/10/2016 01:22 Raúl Torres / Corresponsal Actualizada 01:22

Guadalajara.— El titular del Poder Judicial de Jalisco, Luis Carlos Vega Pámanes, solicitó licencia a su cargo tras darse a conocer que cuenta con antecedentes penales por atropellar y matar a una mujer en 1984, después de que presuntamente robó un automóvil y se enfrentó a tiros con la policía.

Ayer, un medio de comunicación informó que, de acuerdo con una búsqueda hemerográfica, el 8 de junio de 1984, Vega Pámanes junto con otro sujeto de nombre Gustavo Gómez Rangel agredió a golpes a un estudiante de la preparatoria de la Universidad de Guadalajara y después robó a mano armada un vehículo en el estacionamiento de la entonces Facultad de Química.

Los registros periodísticos establecen que él y Gómez Rangel atropellaron a dos mujeres y una murió. Además, se enfrentaron a tiros con la policía, pero lograron ser capturados y se les decomisaron 11 mil pesos, tres relojes y dos anillos que presuntamente habían robado.

El gobernador Aristóteles Sandoval pidió, a través de su cuenta de Twitter, que Vega Pámanes se separara de su cargo. “Todos los funcionarios públicos, en especial quienes están al frente de algún poder, están sujetos al mandato de la ley. La ley es clara: magistrados deben contar con buena reputación y no debe pesar sobre ellos antecedente penal alguno. Si titular de @supremotribjal no puede solventar lo que manda la ley, por el bien de instituciones y Jalisco, debe separarse de su cargo”, indicó.

Sandoval Díaz explicó que el fiscal general del estado, Eduardo Almaguer, informó que el expediente de lo que ocurrió aquel día no existe, por lo que solicitó investigar el caso y esclarecer si los hechos sucedieron, porque sí existe una ficha de detención de Vega Pámanes.

Por la tarde, a través de un comunicado, Vega Pámanes solicitó licencia a su cargo y aceptó parte de los hechos que se dieron a conocer en las notas periodísticas.

“En aquel entonces, lo que realmente sucedió, fue un accidente imprudencial (...) por el que fui juzgado y sentenciado. (...) Desde hace 32 años he venido padeciendo las consecuencias de ese lastimoso incidente de mi juventud”, señala.

El magistrado dijo que tras “saldar” su cuenta con la justicia, tomó una segunda oportunidad.

Temas Relacionados
Supremo Tribunal

Comentarios