Recortan PIB, pero repuntan remesas

Banxico: volatilidad financiera y crudo pegan al crecimiento. Julio registró 2 mil 232 mdd en envíos, flujo más alto desde 2007

Encuesta del Banxico prevé un dólar más caro al cierre de este año (ARCHIVO. EL UNIVERSAL)
Cartera 02/09/2015 03:00 Leonor Flores y Tláloc Puga Actualizada 09:53

[email protected]

Por duodécimo mes consecutivo los analistas del sector privado recortaron las perspectivas de crecimiento económico del país para 2015, mientras que las remesas familiares se consolidaron como una de las fuentes de divisas más importantes que recibe el país, reveló información del Banco de México (Banxico).

Aunque la inestabilidad financiera internacional, la debilidad del mercado externo y la plataforma de producción del petróleo deterioraron los pronósticos del PIB, la recuperación más sostenida de la economía estadounidense y la depreciación del peso fueron los factores que impulsaron el mayor envío de remesas.

De acuerdo con la Encuesta sobre las expectativas de los especialistas en economía del sector privado de agosto, que recaba el Banxico, la previsión del PIB se redujo de 2.55% a 2.34%.

La nueva cifra es ligeramente más optimista que el punto medio que estima el banco central, de 2.1%, y más modesta que la de Hacienda, que apunta a un crecimiento de 2.4%.

Pero además se deterioraron las perspectivas económicas para los dos siguientes años; para 2016 pasó de 3.19% en que se estimaba en la encuesta anterior a 2.96% y para 2017 de 3.66% a 3.37%.

El vicepresidente del indicador manufacturero del IMEF, Jonathan Heath, dijo que la actividad en el sector externo y de la economía interna sugieren una pérdida de dinamismo durante el tercer trimestre, con el riesgo de que se vuelvan a presentar tasas mediocres de expansión.

Además de las preocupaciones por el sector externo, los consultados reconocieron como un factor que puede limitar el crecimiento económico la incertidumbre cambiaria, ya que el porcentaje de respuestas sobre este tema repuntó de 3% a 8%.

Por ello, los analistas ajustaron sus previsiones sobre el tipo de cambio, ya que calculan que la cotización del dólar cerrará en 16.36 pesos. La encuesta pasada arrojó un valor de 15.64 pesos. Para 2016, la paridad rompió el techo de 16 pesos al pasar de 15.37 a 16.01 pesos por moneda estadounidense.

Para los próximos seis meses el clima de negocios se nubló pues sólo dos de cada 10 consideró que mejorará, cuando en julio 58% lo afirmaba. El porcentaje de los que aseguraban que la economía está mejor que hace un año bajó de 70% a 44%; 59% duda que sea un buen momento para invertir.

Beneficios del súper dólar. El dólar y su poderío abrumador frente al peso, aunado a la mayor creación de empleos para migrantes mexicanos en Estados Unidos, motivaron a los residentes en el exterior a transferir más recursos a sus familiares en México.

En los últimos 12 meses (agosto de 2014 a julio de 2015), las remesas acumulan 24 mil 331 millones de dólares, lo que indica que estos recursos volverán a posicionarse como una de las principales fuentes de divisas en México. Respecto al periodo interanual del año pasado, el crecimiento de los envíos fue de 6.2%.

En particular, julio de 2015 fue un año excepcionalmente positivo para quienes se benefician de estos ingresos. México captó 2 mil 232 millones de dólares, su mayor flujo para un mes similar desde 2007.

Para Alejandro Cervantes, economista senior de Banorte, la aceleración de las transferencias obedeció a la significativa depreciación del peso en julio, porque el poder adquisitivo de la remesa es más alto en México que en Estados Unidos.

El peso sufrió una depreciación de 46 centavos, o 2.9%, frente al dólar tan sólo en el séptimo mes del año, la más severa desde diciembre de 2014.

Cada migrante mexicano envió en promedio 305 dólares en julio, lo que significó 4 mil 862 pesos, mil 42 pesos más que los 3 mil 819 pesos obtenidos en el mismo mes de 2014.

EU, generador de empleos. Alejandro Cervantes expuso que el incremento de envíos respondió también a la mayor generación de empleos para los mexicanos en Estados Unidos.

Enfatizó que la creación de empleos para los trabajadores mexicanos en territorio estadounidense, incluyendo nativos, así como los mexicanos con ciudadanía y migrantes, ascendió a 822 mil nuevas plazas entre enero y julio de este año.

Estos puestos de trabajo casi duplican los 479 mil nuevos empleos formales generados en México durante el mismo tiempo, de acuerdo con cifras de la Secretaría del Trabajo.

La mayor parte de los trabajos que se crearon y realizan los mexicanos que radican en la Unión Americana se concentraron en los sectores de la construcción y los servicios.

jram

Temas Relacionados
banxico Remesas pib alza del dólar

Comentarios