La importancia de los jóvenes en las verdaderas revoluciones

Enrique de la Madrid

Además de un movimiento internacional, Global Shapers Community es una red de jóvenes innovadores, activistas y empresarios, todos ellos menores a 30 años, los cuales asumen un papel de liderazgo importante en la creación de cambios duraderos en sus comunidades y en el mundo. Esta comunidad fue fundada por el Foro Económico Mundial (WEF) para ayudar a esta generación a moldear el mundo según sus convicciones.

Cuando los jóvenes se coordinan son el mayor motor de transformación social de la humanidad, por lo que el WEF argumenta que en momentos clave de la historia, las generaciones más jóvenes son las que han logrado mejorar las condiciones de vida de sus comunidades. 

En la actualidad, son los jóvenes quienes están generando las acciones decisivas para combatir los retos globales y en esta red, de más de 8 mil jóvenes de todo el mundo, hay muchos ejemplos de ello.

Algunos jóvenes están ayudando a sus comunidades a ser más inclusivas. Por ejemplo en Jordania, donde la salud mental aún es un tema tabú y del que poco se discute, un grupo de jóvenes difunden videos para educar a pobladores de la región, sensibilizarlos y generar mejores condiciones para quienes lo necesiten. 

En Los Ángeles, California, una red de jóvenes está dando asesoría a refugiados, y en la Ciudad de México hay una curaduría de recursos digitales para dar información útil a migrantes sobre oportunidades laborales. 

En Cartagena, Colombia, "Agua para la Vida" es un proyecto que provee de filtros de agua a las familias para que éstas puedan contar con agua potable al tiempo que combaten enfermedades prevenibles en la región.

En Latinoamérica y Ghana combaten la inequidad de género con proyectos que empoderan a mujeres jóvenes, introduciendolas en carreras relacionadas con la tecnología, la ciencia y la ingeniería. 

Además de comunidades más inclusivas, los jóvenes trabajan por construir un mundo más sustentable y combatir el cambio climático. Esa es la mayor preocupación de esta generación de acuerdo con la encuesta Global Shapers Survey del WEF. 

Muchos jóvenes están realizando campañas de limpieza de playas y océanos en el mundo. En Irak se realiza una recolección de botellas de plástico en las escuelas, para crear una cultura del reciclaje, y en Australia los recursos obtenidos de la recolección de la iniciativa llamada "Good Karma" son invertidos en proyectos de Economía Circular. 

En casi todos los países hay movimientos juveniles de reforestación. En la India, por ejemplo, también están contribuyendo a la reposición del agua subterránea a través de la recolección de agua de lluvia en los techos.

Otro de los mayores retos que sufren los jóvenes es el mercado laboral. De acuerdo al WEF, 20% de los jóvenes en mercados emergentes no estudian ni trabajan. Por ello, hay muchos proyectos para capacitarlos y darles una educación más adecuada, siendo que la mayoría de los dueños de estas iniciativas son jóvenes. 

En Armenia hay un proyecto para capacitar a los niños de 7 a 9 años, a fin de incrementar su pensamiento creativo, una habilidad muy útil en la economía del conocimiento.

En la actualidad muchos jóvenes no se quedan de brazos cruzados esperando a que el gobierno o que alguien más venga a solucionar sus problemas. No sólo se manifiestan y participan en foros, sino que los nuevos ciudadanos también crean empresas y fundaciones que realizan acciones con impacto medible en sus comunidades. 

México no es la excepción, hay muchísimas iniciativas (startups) que llevan electricidad a las comunidades lejanas, que financian a quien quiere instalar paneles solares, que conectan donadores con gente que necesita sangre, que promueven el reciclaje, que brindan opciones de movilidad sustentable, que ofrecen productos a precios mucho más bajos, que capacitan a la gente para emprender y que generan miles de empleos de calidad. 

Por eso estoy de acuerdo con el Foro Económico Mundial, el WEF: el mundo necesita el espíritu revolucionario, emprendedor e innovador de los jóvenes más que nunca, pues ellos son el verdadero motor de la transformación mundial y nos urge un mundo más sustentable y justo.

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios