20 | JUL | 2019
Acusación sobre partida secreta “sí calienta”: AMLO
El presidente Andrés Manual López Obrador aseguró que su gobierno informará sobre el número de funcionarios que fueron cesados. Foto: BERENICE FREGOSO. EL UNIVERSAL

Acusación sobre partida secreta “sí calienta”: AMLO

04/07/2019
03:25
Misael Zavala, Alberto Morales y Suzzete Alcántara
-A +A
Pide que no lo comparen con Carlos Salinas; la regla de oro es la transparencia, asegura

[email protected]

El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que las acusaciones de sus opositores sobre que manejará una partida secreta incluida en la Ley de Austeridad, “son de risa” pero “sí calientan”, por lo que pidió que no lo comparen con el expresidente Carlos Salinas de Gortari por el manejo discrecional de recursos.

“Todo esto de la partida secreta es de risa. ¡Cómo no va a calentar! que digan: ‘Va a manejar la partida secreta’. Espérate, eso sí calienta. No soy Salinas. Vamos respetándonos”, expresó en la conferencia de prensa matutina.

“Me ofende. Me dicen: ‘¿Usted va a manejar una partida secreta? Pues qué le contesto: No soy Salinas”, continuó el Mandatario.

Rechazó que se vaya a manejar una partida discrecional, algo que, dijo, es equivalente a la partida secreta que manejaba Salinas.

Argumentó que la regla de oro de su gobierno es la transparencia y en el caso de los ahorros que se obtengan de la Ley de Austeridad, Hacienda tiene que informar permanentemente y existen mecanismos de control, como la Secretaría de la Función Pública, además de que se debe informar al Congreso periódicamente para que lleve a cabo la vigilancia del ejercicio del gasto.

“Están nerviosos los de la prensa conservadora, articulistas y hasta intelectuales porque no sólo no son atendidos como antes, son respetados, sino que les molesta esta forma distinta de hacer política, porque son cambios”, dijo.

Acusó que en las administraciones anteriores, la transparencia fue una simulación, ya que crearon organismos para la claridad, pero la sociedad civil nunca vio nada.

López Obrador aseguró que su gobierno informará sobre el número de funcionarios de alto nivel que fueron cesados debido a la austeridad, e insistió que no son necesarios tantos servidores públicos.

Recordó que la campaña por la Presidencia de 2018 la hizo sólo con cuatro personas.

“¿Cómo hicimos la campaña?, con cuatro personas, dos compañeros en la conducción, en la camioneta, César Yáñez y yo. Si hay más ya no me siento bien, de repente tengo más gente, ya me enredo, para qué tantos”.

El pasado 1 de julio, EL UNIVERSAL informó que en los primeros seis meses del gobierno, la Secretaría de la Función Pública tiene registro de 21 mil 727 trabajadores que han presentado su renuncia entre empleados de base, confianza, honorarios y eventuales.

Operativos de la Guardia. La Oficina de la Presidencia difundió que los operativos de la Guardia Nacional en hoteles de Tapachula, Chiapas, tienen el objetivo de localizar a integrantes de bandas de trata de personas que operan en la zona.

El vocero de la Presidencia de la República, Jesús Ramírez, detalló que el operativo es contra las redes de trata de personas, conocidos como polleros, más no contra migrantes que viajan de Centroamérica a Estados Unidos.

Lo que conoce el gobierno federal, dijo, es que se involucra a hoteles, empresas de transporte, autoridades locales, jueces y toda una red de apoyo para los traficantes de personas y añadió que se han localizado tráileres, hospederías y casas de seguridad con migrantes de Centroamérica y de otros lugares, que son víctimas de estas redes.

Se oponen a “partida secreta”. El Partido Acción Nacional (PAN), anunció que usará todos los recursos legales y todas las instancias para oponerse a la partida secreta del Presidente y otras disposiciones de la Ley de Austeridad.

El PAN dijo que los cálculos sobre los recortes a los programas, llamados ahorros, pueden ser variables, los cuales, según voceros del gobierno, superan los 100 mil millones de pesos, mismos que se irán a la reeditada “partida secreta” que manejará el Presidente.

Senadores de Morena señalaron que es mentira que se haya aprobado una partida secreta en la Ley de Austeridad, y que el Presidente vaya actuar con discrecionalidad.

Martí Batres negó tal acusación y dijo que esa “partida estaba en el presupuesto” y no se podía saber su destino ni auditar sus gastos.

La senadora Citlalli Hernández asentó que Morena no aprobó ninguna partida secreta, y que la Ley de Austeridad plantea que el ahorro “se destinará a lo que el Ejecutivo considere, con base en el Plan Nacional de Desarrollo”.

Especialistas como Leonardo Núñez, del CIDE, expresaron que lo preocupante es la discrecionalidad con la que el Presidente podrá disponer del presupuesto.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios