11 | DIC | 2019
Ecosistemas de Yucatán presentan daños de hasta el 30%
Foto: Cortesía

Ecosistemas de Yucatán presentan daños de hasta el 30%

23/04/2019
18:28
Yazmín Rodríguez / Corresponsal
Yucatán
-A +A
Los expertos proponen una educación ambiental en materia de cambio climático “en la que se involucre a la sociedad civil, academia, empresas y gobiernos a promover acciones urgentes para frenar estas afectaciones”

Mérida.- La pérdida de la vegetación y del manglar, así como la contaminación de las reservas hídricas son los principales daños al ecosistema de Yucatán, los cuales —de no hacerse algo urgente— podrían ser ser irreversibles, advirtió la Red Ciudadana por la Sostenibilidad.

Según estudios de investigadores y expertos en medio ambiente y ecología, en los últimos 24 años Yucatán ha perdido aproximadamente el 30% de la vegetación y 39 mil 400 hectáreas de manglares, lo que representa una pérdida del 25% de la superficie original de este ecosistema, declaró Gustavo Monforte Méndez, integrante de la red.

Expresó en relación a la reserva de agua en la Península de Yucatán, la cual es altamente vulnerable por ser un acuífero subterráneo, que también muestra contaminantes que provienen del vertimiento de aguas residuales domésticas, municipales, agropecuarias e industriales en general. Es algo que viene sucediendo desde hace años y no se han tomado medidas directas para frenarlo.

Dijo, por otro lado, que el crecimiento en el número de granjas porcícolas en Yucatán es una de las principales causas de la contaminación de los cenotes, pues la mayoría no cuenta con planta de tratamiento de aguas negras.

En Yucatán se crían 670 mil cerdos, los cuales producen más de tres mil 800 toneladas de excretas al día, las cuales generan más de 9 mil 500 metros de aguas residuales que, en su mayoría, se vierten en el manto freático y que finalmente llegan a los cenotes.

De acuerdo con este grupo de ambientalistas, el 20% de los 2 mil 800 cenotes que existen en Yucatán sufren daños moderados o severos de contaminación e incluso los más graves se han convertido en tiraderos de basura y desperdicios. 

Agregaron que “desde el año 2015 se registra un crecimiento de las granjas porcícolas en Yucatán, como resultado de la demanda del mercado de exportación. De acuerdo con la Unesco, para producir un kilogramo de esta carne se necesitan 4 mil 800 litros de agua, por ello, es fundamental que las autoridades regulen y verifiquen que estas granjas manejen adecuadamente las aguas residuales para evitar la contaminación de los mantos acuíferos”, subrayó.

La Red Ciudadana por la Sostenibilidad propone la educación ambiental en materia de cambio climático como eje transversal, “en la que se involucre a la sociedad civil, academia, empresas y gobiernos a promover acciones urgentes para frenar estas afectaciones”, indicó.

jabf

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios