Ruiz Patterson logra su ópera prima

Sophie Alexander, Fabián Corres y un adolescente protagonizan Blanco de verano

Ruiz Patterson logra su ópera prima
Rodrigo Ruiz Patterson dio el claquetazo de su filme en el Estado de México. (IRVIN OLIVARES. EL UNIVERSAL)
Espectáculos 19/12/2018 02:00 César Huerta / Corresponsal Actualizada 02:17

[email protected]

Nextlalpan, Estado de México.— Rodrigo tiene 14 años y su mamá es lo más importante en su universo, así que cuando llega a vivir el nuevo novio de ella a casa, todo cambia.

Así es Blanco de verano, película que forma parte del programa de óperas primas del Centro de Capacitación Cinematográfica (CCC), actualmente en rodaje.

El debutante Adrián González, Sophie Alexander Katz (Sr. Ávila, La dictadura perfecta) y Fabián Corres (Nada personal, Vivir a destiempo) integran el reparto dirigido por Rodrigo Ruiz Patterson con locaciones en el Estado de México.

Una unidad residencial, cuyas casas tienen 60 metros cuadrados y a un costado de la carretera y vías de ferrocaril son sede de las escenas que reúne al trío de actores.

“Es ver cómo cambia la vida de este niño después de eso”, dice Ruiz Patterson, el realizador.

“Estar aquí era también encontrar algo como un suburbio de la ciudad; no se mencionan nombres, pero hay”, agrega.

Al adolescente protagonista lo encontró tras haber realizado un casting que incluyó más de 500 prospectos durante medio año. Y desde un inicio el elegido se dio cuenta de las similitudes que había con el personaje.

“Con mi papá, que falleció hace seis años, jugaba póker y aquí dijeron que lo jugaría, recuerdo haber llorado por querer quedarme en la película”, recuerda González, de 15 años, con experiencia en comerciales.

“Aquí su mamá es su mundo y cuando llega alguien se destroza todo, hace muchas cosas, como dejar de fumar”, añade.

Del programa de óperas primas del CCC han salido proyectos como La mujer de Benjamín de Carlos Carrera; Somos lo que hay, de Jorge Michel Grau, y La vida después, de David Pablos, entre otros.

Blanco de verano, que cuenta con un presupuesto de 10 millones de pesos (menos de la mitad de una producción nacional promedio), es la número 26 del programa.

La dirección de fotografía recayó en la joven Saravasti Herrera.

“Cuando llegué ya otras (mujeres) habían hecho esto, somos 30 cinefotógrafas (en México), aún pocas, en el mundo son el 10% y en otros países hay 50 y 50, no creo en las diferencias de género, creo en el trabajo”, apunta a pregunta expresa.

Su labor es reconocida por elenco. El histrión Corres (Ladies’ night) lo certifica.

“Aquí los ambientes son extraordinarios, la primera vez que vine dije: me lleva la chingada ¿que hago aquí? y cuando vi esto, dije que era como la Agricola Oriental (colonia de la capital) de los años 80 y en este ambiente el niño, la señora y yo, hacemos todo por intentar encontrarnos”.

Rodrigo Ruiz Patterson ha codirigido documentales como La danza de las fieras y cortometrajes como Australia y Paradisio, ahora recibe su primera oportunidad.

Comentarios