Importaciones, un boquete para Pemex

02/08/2019
04:09
Noé Cruz Serrano
-A +A
La empresa ha desembolsado 200 mil mdd en 15 años; el monto equivale a pagar dos veces su deuda total

[email protected]

En 2019, Petróleos Mexicanos (Pemex) se encamina a cumplir un periodo de 15 años comprando gasolinas, diesel, gas LP y natural y otros derivados importados por los cuales ha transferido a refinerías extranjeras una cantidad cercana a 200 mil millones de dólares.

Con ese monto, la empresa productiva pudo haber pagado dos veces su deuda total, estimada al 30 de junio en 104.4 mil millones de dólares, o la construcción de 24 refinerías como la de Dos Bocas, Tabasco, cuyo costo se proyecta en 8 mil 134 millones de dólares.

Bajo el concepto “mercancía para reventa”, las compras externas de petrolíferos le representan una fuerte carga financiera a la compañía petrolera.

Actualmente, y de acuerdo con los balances financieros de la empresa, Pemex gasta más en la compra de combustibles automotores y otros que todo el presupuesto destinado para mantener operando a la compañía, con todas sus unidades de negocio e incluyendo lo que invierte en obras y proyectos productivos.

En el primer semestre del año, Pemex desembolsó 277 mil 455 millones de pesos para importar productos como gasolinas, naftas, diesel, combustóleo, isobutanos, gas natural y LP, así como el gasto que representa el transporte de gas natural, cantidad equivalente a casi 12 mil 452 millones de dólares.

ago01-hidrocarburos.gif
 

En el mismo periodo, el gasto de operación de la empresa, que incluye servicios personales (nómina), gastos generales, nómina de pensiones, donativos, gastos de prevención social, indemnizaciones de terceros, liquidaciones por salarios caídos y otras operaciones ajenas sumó 89 mil 245 millones de pesos, que representan 32.2% de las compras externas de hidrocarburos.

El gasto de inversión física, que incluye inversión no capitalizable en mantenimiento y que es aquella que se destinan a la construcción o conservación de obra pública y a la adquisición de bienes de capital para la obra pública sumó 105 mil 232 millones de pesos.

Es decir, el costo de las importaciones supera los gastos realizados en conjunto para la operación de toda la empresa, así como los compromisos de inversión.

El costo para el país de este aumento en la dependencia externa ha sido importante en estos años.

En los últimos 14 años y seis meses, México ha tenido que desembolsar 195 mil 825 millones de dólares para traer del exterior los petrolíferos que se comercializan en el mercado nacional.

Si se añade el costo de las importaciones que habrán de realizarse en lo que resta del año, la transferencia de recursos hacia refinerías externas habrá superado 200 mil millones de dólares en 15 años.

 

 

 

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios