15 | NOV | 2019
¿Qué significa la reducción de Fitch a la calificación de México?
Foto: Pixabay

¿Qué significa la reducción de Fitch Ratings a la calificación de México?

05/06/2019
19:30
Antonio Hernández
Ciudad de México
-A +A
La disminución en la calificación crediticia representa un cambio en el escenario económico del país que podría complicar el pago de deuda, reducir la llegada de inversiones y tener un bajo crecimiento económico en los próximos meses

La reducción de Fitch Ratings sobre la calificación crediticia de México advierte sobre los riesgos de las políticas que ha aplicado el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador en sus primeros seis meses de administración y la incertidumbre que ha generado entre inversionistas el futuro del país para el clima de negocios.

De igual manera, la calificadora Fitch Ratings redujo este viernes la calificación de Pemex a 'BB +' desde 'BBB-' con lo que deja a la petrolera en grado especulativo de inversión.

En el anuncio, la agencia deja a la empresa mexicana con perspectiva negativa en su calificación.

En términos prácticos, las agencias como Fitch Ratings evalúan todos los aspectos económicos y financieros de un país, estado, municipio o empresas sobre su capacidad e ingresos para pagar sus deudas y que cuenten con las condiciones para recibir inversiones e incluso generar rendimientos.

De acuerdo con el Banco de México, el trabajo de una agencia calificadora disminuye parte de los costos que tendría que realizar un inversionista de manera individual al analizar cada uno de los elementos para establecer un negocio o realizar una inversión.

Así, el anuncio que hizo este miércoles Fitch Ratings al reducir de “BBB+” a “BBB” su calificación crediticia de México, debe leerse como un cambio en el escenario económico del país que podría complicar el pago de deuda, reducir la llegada de inversiones y tener un bajo crecimiento económico en los próximos meses.

Lo mismo sucede con el anuncio de Moody’s, la cual ajustó de estable a negativa su perspectiva de calificación de México, dando un primer aviso de una posible reducción de su nota crediticia.

Las calificaciones que ponen agencias como Fitch Ratings, Moody’s o Standard and Poor’s pueden entenderse como una categoría según la capacidad de pago de deudas y las condiciones que se ofrecen para que los inversionistas lleguen con su capital a realizar negocios.

La calificación máxima es la “AAA”. Un país o empresa evaluada con esta nota prácticamente no representa ningún riesgo para pagar cualquier tipo de deuda o compromiso financiero que tenga y ofrece el escenario ideal para la llegada de inversión.

Al igual que una calificación escolar, se degradan conforme cambia la letra:

AAA. Calificación que se le asigna a países o empresas con bajo riesgo de incumplimiento. Alemania, Australia, Canadá se encuentran en esta categoría.

AA. El riesgo de incumplimiento es ligeramente inferior al de las calificaciones más altas. Francia y Estados Unidos cuentan con este rango crediticio.

A. Bajo riesgo de incumplimiento, pero cambios en condiciones económicas afectan su capacidad de pago oportuno. Un ejemplo en este rango son Corea del Sur o Israel.

En el caso de México, solamente la agencia Moody´s lo ubica en este rango, con la calificación A3 con perspectiva negativa.

BBB. Moderado riesgo de incumplimiento, pero sujeto a condiciones que probablemente afectan su condición de pago oportuno. México se encuentra en este escalón con el ajuste anunciado por Fitch Ratings.

GRADO ESPECULATIVO

BB. Elevado riesgo de incumplimiento.

B. Riesgo de incumplimiento significativamente elevado. A partir de este punto se considera como calificación basura”.

CCC. Posibilidad real de incumplimiento.

CC. Incumplimiento de alguna índole parece probable.

C. Incumplimiento inminente.

afcl

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios