Legisladores de compañía para Morena

Periodistas EL UNIVERSAL

Bajo Reserva

Ni señales de vida dieron los senadores del PVEM, PT y Encuentro Social, quienes fueron invitados a la plenaria de la bancada de Morena en el Senado. Además de ahorrarse la posibilidad de organizar sus propios cónclaves legislativos, no dijeron ni una palabra durante la reunión para definir la agenda legislativa de la llamada 4T para el próximo periodo de sesiones. Desde luego, tampoco hubo cuestionamientos a los secretarios de Estado que a lo largo de estos días han asistido a la reunión en la Casona de Xicoténcatl. Así de bien portaditos son los aliados del partido en el gobierno, aunque en discursos digan que piensan por sí mismos. En otras democracias, el riesgo de mantenerse en silencio generaría problemas por parte de otros militantes del partido, cuando el gobierno en turno padezca el desgaste del ejercicio de gobierno; sin embargo, esa es la ventaja de estos aliados: todos al interior conocen bien las reglas del juego.

Cerca de un acuerdo en San Lázaro

El diferendo entre los bloques de la 4T y Va por México en la Cámara de Diputados parece que ya se superó y el próximo domingo habrá una sesión constitutiva de la 65 Legislatura tersa. Nos cuentan que, a pesar de que hay varios diputados de Morena que no quieren a Jorge Romero, coordinador del PAN, como presidente de la Jucopo, no existe ningún veto contra él, y lo más viable es que el blanquiazul se quede con este órgano de gobierno a partir del 1° de septiembre, pues si esto no ocurre, Santiago Creel, sería presidente de la Mesa Directiva hasta el tercer año legislativo. Nos cuentan que después de que se tranquilizaron los ánimos, Morena ya prometió que el mismo domingo habrá un acuerdo fundacional de la 65 Legislatura como fueron electas cada bancada, y así se evitaría un agandalle morenista. Ya si después se quiere armar una megabancada, podrían hacerlo pero, nos adelantan, que se van a respetar los acuerdos.

Pataleo tardío de MC

Movimiento Ciudadano no está muy conforme con el recuento de votos en Campeche, donde resultó ganadora la morenista Layda Sansores. El partido naranja fue el que impugnó la elección, pero el hecho de que no se encontraran boletas apócrifas no le gustó al instituto político y ahora se fue contra la Sala Regional Especializada del TEPJF, a la que acusó —ante la Sala Superior— de no haber solicitado listas nominales para recuento de votos marcados; a decir del partido, no se les permitió presentar todas las incidencias que ellos encontraron, y dicen que no se les dejó verificar las supuestas boletas apócrifas. El problema es que durante las 30 horas de recuento, que fueron transmitidas por Youtube, poco se vio a MC y su inconformidad.

¿Quién no quiere ir a Acapulco?

En la Secretaría de Salud, que dirige Jorge Alcocer, se levanta una encuesta entre el personal para saber quién está en disponibilidad para trasladarse a la ciudad de Acapulco, Guerrero, en donde se pretende reubicar a la dependencia. En la encuesta se pregunta a los empleados si están dispuestos a cambiar de ciudad, cuántos integrantes de su familia tienen, y si planean rentar vivienda o comprar. Según una comunicación interna, se trata de ver las “necesidades” del personal. Los trabajadores, sin embargo, saben que en octubre próximo los traslados comienzan y muchos no creen tener más derecho que a contestar una encuesta.

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios