¡Muévanse todos!

Luis Ramón Carazo

Si pronosticar siempre es complejo, que pudiéramos decir ahora sino es necesario mover la ficha hacia adelante, poniendo en juego nuestra habilidad de escudriñar en el nebuloso futuro de los próximos años.

Encontrar algunas vetas de acción que nos permitan seguir en acción y no dejarnos derrotar, sin intentar cambiar a la velocidad del rayo.

Muchos nos van a decir que no hay manera de hacerlo -cuando existe la alta probabilidad de que lo que estamos viviendo se extienda- y recordaría qué en esas encrucijadas, es recomendable detenerse a considerar las consecuencias de lo que realmente queremos y poder actuar en coherencia con nuestra voluntad, intentando convencer a todos -en la sana distancia- a moverse, que fue lo que sugirieron The Beatles con su canción Twist and Shout.

¿Por qué nos cuesta tanto esfuerzo hacerlo, sobre todo en momentos en los que queda claro que hacerlo nos podría sacar de un aprieto?

Tal vez porque al enfrentarnos a lo desconocido tememos equivocarnos y preferimos esperar a ver que hacen los demás en lugar de tomar la iniciativa nosotros.

Y sin embargo los acontecimientos nos impulsan a la adopción al trabajo de manera remota superando los tropiezos iniciales de la falta de equipo, distracciones naturales en el movimiento casero y el aprendizaje de la tecnología de video conferencia, nos demuestra que en un lapso corto muchas organizaciones se adoptaron a las circunstancias y comprobaron que es posible continuar.

Desde luego existen muchas instancias donde es imprescindible la presencia en el lugar de trabajo, por ejemplo es difícil en cualquier cocina ensamblar un automóvil y por ello es urgente que quienes están en condiciones de regresar a la actividad con base en medidas estrictas de seguridad, lo hagan combinados con los que por la naturaleza de su trabajo puedan hacerlo.

Es tarea de la organización ofrecer las medidas que hagan sentir al colaborador seguro, sano y confiable en ambas instancias.

La planeación de utilidades será más asertiva -una vez que se cuente con certidumbre sobre el uso de la vacuna y/o la cura- por ahora pronosticar al no tener puntos probables de inflexión y terminación de la pandemia es un ejercicio de escenarios con muchos matices.

El escenario base pudiera partir de un ejercicio con el peor contexto dada las condiciones actuales en las que la manera de operar es distinta y la demanda está comprimida -salvo puntuales excepciones- es importante entender cómo se justifica cada erogación y por ello algunas organizaciones están recurriendo al presupuesto base cero como herramienta de control.

Lo que se pretende en los pronósticos es no hacer cuentas alegres sino muy conservadoras que nos permitan mejor margen de maniobra, por cierto la ansiada  vacuna, se estima pudiera estar disponible a nivel mundial Dios Mediante el segundo semestre de 2021.

La gran mayoría de las cadenas de valor globales se instauraron para maximizar eficiencia y minimizar desperdicio; la situación ha expuesto su fragilidad y falta de flexibilidad con respecto a su resiliencia, imprescindible de considerarse.

La sociedad está crujiendo en sus cimientos y la inestabilidad apareciendo con  diferentes matices en muchos países y que decir del nuestro.

El liderazgo apunta a enfatizar la empatía y poner por delante sobrevivir de los colaboradores con realismo, claridad, autenticidad y regularidad, tomando aire para construir el pensamiento estratégico y sentido de urgencia en las decisiones.

Y una muestra la da la Fundación de Mano Amiga a Mano Anciana que preside Andrés Ornelas qué con su entregado equipo y donadores, tomaron medidas en el asilo que generosamente ofrecen a quiénes por su avanzada edad y condición económica, lo requieran.

Desde el 21 de marzo se aplicó un protocolo de protección que incluye pruebas a los residentes y a los colaboradores, así como estrictas medidas de seguridad que les ha permitido sobrevivir a la población asilada y a la que la atiende y aunque hubo contagios y desafortunadamente un deceso de un asilado; el presagio sombrío inicial por el trabajo desplegado se ha tornado positivo y esa institución ahora es referente para otras similares que ven en esa fundación, un ejemplo.

Con hechos pues se demuestra el movimiento, andando, como lo ha hecho también por ejemplo Grupo Pachuca por un cuarto de siglo, no hay de otra, es lo que es y habría que apechugarlo.

Profesor de asignatura del ITAM, Consultor y Consejero de empresas y miembro por varios años del Consejo Internacional de The Strategic Leadership Forum.
Wu 552300 4668
[email protected]

 

TEMAS RELACIONADOS

Comentarios