104 años de testimonio escrito sobre la infraestructura mexicana

Jorge Javier Jiménez Alcaraz

En esta ocasión me remonto a la historia para recordar que EL UNIVERSAL incursionó por primera vez en el periodismo de México de la mano del ingeniero topógrafo Félix Palavicini, constituyente redactor de la Constitución de 1917 y para quien el concepto de libertad de prensa fue: “mi pluma es amiga, pero no esclava”.

Desde su fundación, ‘El Gran Diario de México’ ha sido aliado de los ingenieros y arquitectos, informando oportunamente de sus obras, destacando su importancia y participación en la infraestructura del país.

El medio impreso ha mostrado una línea editorial de respeto social, dando inclusión a los derechos de las mujeres. Gracias a esta apertura con la que nació, pudo conocerse en 1930 la graduación de la primera mujer ingeniera civil mexicana, Concepción Mendizábal Mendoza, egresada de la Escuela Nacional de Ingenieros, institución que sólo admitió a cuatro mujeres en esa época.

El diario brinda seguimiento al trabajo realizado por ingenieros y arquitectos en favor de México. En 1921 publicó un reportaje que mostraba la importancia de la inclusión del automóvil para agilizar el traslado de mercancías y pasajeros a través de automotores, impulsando así, la construcción de infraestructura carretera, refirió que “los caminos carreteros bien construidos y cuidados con esmero, son requisito indispensable para que el progreso pueda expandirse”.

En 1922 destacó la creación de las Lomas de Chapultepec, obra emblemática por sus trazos arquitectónicos y la ingeniería aplicada en la elevación de la zona. En 1940 sus páginas difundieron la inauguración de la calzada de Tlalpan, obra que en su momento ayudó a descongestionar el tránsito de la zona sur de la Ciudad de México.

El 9 de diciembre de 1941 publicó el reportaje firmado por Mauricio Magdaleno, quien cuestionó que la Ciudad de México había dejado la tranquilidad de tres años atrás por la urbanización acelerada.

En 1946 dio a conocer el aporte que dio al mundo el ingeniero Guillermo González Camarena, con la invención de la televisión a colores y la construcción de la primera planta de radiotelevisión con fines comerciales.

Informó en marzo de 1951 sobre la inauguración de las obras de captación de aguas del Río Lerma, emblema de la capacidad técnica de la ingeniería mexicana. También destacó las obras del gran arquitecto Pedro Ramírez Vázquez: el Estadio Azteca, en 1962, y la Nueva Basílica de Guadalupe, en 1976.

Este medio impreso ha cubierto 104 años de historia de la actividad en la planeación y ejecución de los proyectos de la infraestructura que ha requerido el país. Desde este espacio, extiendo una felicitación y un gran reconocimiento por tan notable labor periodística.

 
Vicepresidente de la Asociación de Ingenieros y Arquitectos de México, A.C.
Email: [email protected]
Twitter: @Ing_JJimenezA

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios