Se encuentra usted aquí

18/10/2019
01:28
-A +A

Por: Arlequín

Antes de ir al análisis serio de la política cómica de este viernes, permítame usted darle un adelanto cinematográfico, o como dirían los neoliberales un tráiler:
Para usted que gusta de los maratones de películas, un avance del capítulo II del churro de terror que ha estremecido a la clase política: “La Boda Maldita II: Sé lo que dijeron en la mesa”.

Jason Santiago atacó de nuevo y está más sangriento que nunca... En el capítulo anterior Charles Romero de los Campos, en su papel de “El líder” no tenía descanso ante el temor de la llegada de Jason Santiago. Pues bien, el hombre de la careta de hockey finalmente llegó por él y después de muchos años controlando los destinos de la petrolera que financiaba a la mafia del poder su calva cabeza rodó por el piso.

Johnny Colado, “El Abogado”, a quien Jason había confinado en una mazmorra, ahora recibió un golpe en donde más le duele: en el bolsillo. Jason encontró un escondite de Colado en otro continente y se quedó con más de 80 millones de dólares –recuerde que esta es una película de ficción que nada tiene que ver con situaciones de la vida real.

Henry P. Grandchild, desde su escondite y disfrazado con gorra y peluca, tiembla de miedo abrazado de su rubia novia, rogando que no le den la orden a Jason Santiago para que vaya por él.

Muy pronto “La Boda Maldita II: Sé lo que dijeron en la mesa”. Solo en cines.
Lea el episodio I de “La Boda Maldita” en: http://eluni.mx/8c-qnwkmlo

Ahora sí a lo serio.

El Mencho está a punto de decir “fuchi, guácala”
La pregunta de un reportero al Presidente Andrés Manuel López Obrador, el pasado martes por la mañana, en referencia a la masacre de 13 policías en el municipio de Aguililla Michoacán, presuntamente perpetrada por sicarios del Cártel Jalisco Nueva Generación fue: “Insistirle sobre el caso de Aguililla, señor presidente… Me gustaría saber si la Guardia Nacional ya está trabajando en el estado de Michoacán. ¿Qué ha pasado? ¿Qué es lo que falta o qué es lo que resta por hacerse?"

Y la respuesta de AMLO fue: “Es muy lamentable lo que sucedió. No lo deseamos, estamos ayudando a las autoridades locales, en este caso al gobierno del estado, y vamos a seguir con nuestra estrategia, lo que se planteó el día de ayer. Y yo estoy optimista, creo que vamos a lograr la paz en el país…”

michoacan_policia.jpg

Aprenda usted del Presidente. Usted se preocupa, se deprime se enoja, se indigna, con estos hechos de violencia en el país porque su visión conservadora y fifí no le da para más, pero el sentimiento correcto ante este tipo de masacres, o de cualquier tema que crea que es un problema para México, es ponerse optimista.

Que si el Banco de México, o el Fondo Monetario Internacional bajan sus pronósticos de crecimiento económico del país... ¡Póngase optimista! Incluso, si es necesario, siga la recomendación que el propio jefe de la Oficina de la Presidencia de la República, Alfonso Romo dio a empresarios: mienta, diga que está optimista, que el país está bien y de buenas, que está al 100; haga lo que tenga que hacer, pero siempre con optimismo, ¡no sea aguafiestas!

Específicamente en este caso de la violencia y la inseguridad que vive el país no tiene nada de qué preocuparse. Ya el secretario encargado del tema, Alfonso Durazo, dijo que la situación llegó a un punto de inflexión y que la estrategia –cualquiera que esta sea- está funcionando. Es decir, tranquilo que de aquí no pasa. La situación ya está estable, a partir de ahora, no habrá masacres de más de 13 personas.

Usted tranquilo, optimista, que si “El Mencho”, el capo que encabeza el Cártel Jalisco Nueva Generación, o cualquier otro capo, mañana amanece de malas y le da por organizar una nueva emboscada, cuando mucho se llevará a 13 por delante, ni uno más, pues la estrategia está funcionando, poco a poco, pero está funcionando.

mencho_lider_cartel_jalisco.jpg

Recuerde que aquí la prioridad de la 4T no es detener capos –y para muestra vea el caso de El Chapito en Culiacán-, así que sea optimista, pronto llegará el día en el que “El Mencho” solito se dé cuenta que se está portando mal, que está haciendo enojar a su mamacita y antes de que su santa madre, o sus abuelos, le den unos zapes él mismo dirá fuchi, guácala entregará las armas y donará su dinero para que con esos fondos se combata a las adicciones.

Además piénselo, seguro que también dará sus casas, autos, aviones y demás bienes materiales para que el glorioso lnstituto para Devolver al Pueblo lo Robado los subaste un domingo soleado en lo que fue la residencia oficial de Los Pinos.

ovidio-guzman.jpeg

Ese día, que muy pronto está por llegar usted, incrédulo neoliberal, tendrá que reconocer el triunfo de la “estrategia fuchi-guácala de la 4T” sobre la “estrategia del garrotazo en el avispero” que puso en marcha el presidente Felipe Calderón, también llamado por AMLO, con todo respeto, el comandante Borolas.

Ahora, ya quite de su mente esas imágenes sangrientas de Michoacán y sea feliz, feliz, feliz. ¡Sonría, ya ganamos, estamos mejor con López Obrador!

ME CANSO GANSO: EL CHAPITO NO ERA PRIORIDAD.- La estrategia del gobierno no es ir por capos, así que no vaya a criticar que soldados y elementos de la Guardia Nacional hayan detenido y luego liberado ayer en Culiacán al narcotraficante Ovidio Guzmán, uno de los cachorros del “Chapo Guzmán”. De esta manera se trató que no corriera sangre y proteger al pueblo. Sin embargo esperemos que al muchacho Guzmán le llegue el día de entender que lo que está haciendo está mal y diga fuchi-guácala y se entregue pacíficamente, entonces habrá tiempo de llevarlo ante la justicia, antes no.

ME CANSO GANSO II.-ES IGUAL, PERO NO ES LO MISMO.-Y no vaya a decir que el enfrentamiento del martes en Guerrero, donde murieron 14 sicarios y un soldado, se debe contar como masacre, pues se trató de una acción de aplicación legítima de la fuerza contra un grupo delincuencial. Y, desde luego, eso no es darle un garrotazo al avispero, es simple y sencillamente aplicar la ley. Lo que en el neoliberal es borrachera, en la 4T es alegría.

ME CANSO GANSO III.-POR FIN ALGUIEN EN EL GABINTE DICE LA VERDAD. "Fue una circunstancia que se dio como la que se da en todos los eventos en el País, todos los días, a todas horas, en todos los lugares del país". (Olga Sánchez Cordero, secretaria de Gobernación, en relación con la masacre de policías en Michoacán).

***En la imagen principal:Carlos Romero Deschamps. Foto/Archivo El Universal