La fecha de hoy permite salirse de la trama política para escribir del momento celebratorio. Insistir en hablar de política y asuntos de poder, sería una equivocación. Me imagino que hoy nadie quiere saber qué pasa con AMLO, la 4T, los partidos y la corrupción. El tiempo de fiestas navideñas abre una pausa en la vertiginosa cotidianidad.

Cada año vemos cómo al llegar diciembre se aceleran los ritmos de la vida y de la ciudad. Este momento se prepara de forma cada vez más prolongada, sobre todo por el consumismo, un fuerte bombardeo de compras, ofertas y regalos. Estos días entramos de lleno a las tradiciones culturales y religiosas para unos y, para otros, simplemente a las vacaciones y la fiesta.

En cualquier indagación histórica sobre el origen y significado de la navidad, sobre lo que hoy parece una celebración que ha existido desde hace dos mil años, se encuentran diversas interpretaciones de cómo se fue construyendo esta celebración. Pasó un largo tiempo desde la fusión del culto solar y el solsticio de invierno, hasta el culto cristiano. Incluso las fechas no coinciden con las actuales, porque hay diferencias en los calendarios. Lo mismo sucede con los Reyes Magos y Santa Claus, San Nicolás y Papá Noel, cuyos orígenes no están grabados en piedra, sino forman parte de historias que se volvieron tradiciones. Otro tanto pasa con los símbolos y las escenografías, como la del árbol de navidad y los nacimientos. Son densas construcciones históricas, culturales y religiosas que están muy lejos de un sentido único y general.

En occidente la época navideña llena por completo el espacio y cambia las rutinas. Sólo hay que contrastar lo que pasa en estas fechas en un país musulmán, la navidad simplemente no existe. Sin embargo, a pesar de que en el occidente cristiano hay una gran celebración, sus significados no son homogéneos. Puede ser, que detrás de los buenos deseos y los mensajes de paz, haya realmente una pausa válida para interrumpir las luchas cotidianas y las dinámicas diferenciadoras, para poner entre paréntesis las rutinas y respirar otros aires.

Los significados a los que se asocia la época navideña son heterogéneos, pero también tienen cierta homogeneidad. En encuestas sobre los significados navideños aparece la unión familiar, la fiesta, las vacaciones, la comida, Santa Claus, los adornitos, la nostalgia y, por supuesto, también el sentido religioso del nacimiento de Jesús.

La intensidad de las fiestas navideñas muestra que detrás de los foquitos y los deseos infantiles por los regalos, se ve con más intensidad las enormes desigualdades que nos rodean y que en épocas no festivas resaltan menos. Hay muchas navidades y celebraciones. La asociación al consumo y a un momento en donde circula más dinero es una las marcas definitorias de la navidad hoy en día. Para los que reciben aguinaldo hay un respiro y una autorización de gastar más; para los que no lo reciben porque habitan el país de la precariedad y la informalidad laboral, la navidad es un tiempo de alto contraste.

La cena de hoy por la noche, el emblemático 24 de diciembre, tendrá muchas caras y variedades de mesas, desde las más abundantes hasta las más humildes, quizá lo que pueda unificarlas —en parte— sean las ganas de celebrar en familia, aunque hay que decir que las familias también se han diversificado mucho.

Hay una zona en donde la pausa navideña hace posible que sea un momento de memoria, en donde se recordará a los que ya no están o a los que se encuentran lejos. Para otros también habrá nostalgia, recuerdos de tiempos pasados, desde la infancia hasta momentos que quedan en el pasado.

Mucho se ha escrito sobre la navidad, en prosa y en verso, hoy recordamos una canción de Silvio Rodríguez que dice así: “El fin de año huele a compras, enhorabuenas y postales con votos de renovación; y yo qué sé del otro mundo que pide vida en los portales, me doy a hacer una canción. La gente luce estar de acuerdo, maravillosamente todo parece afín al celebrar. Unos festejan sus millones, otros la camisita limpia y hay quien no sabe qué es brindar”.

A todos los lectores les deseo una buena navidad

Investigador del CIESAS.
@AzizNassif

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios