El Apocalipsis tiene humor en "Good Omens"

La miniserie de Amazon Prime de seis episodios que combina fantasía, drama, horror y una muy buena dosis de humor se estrena hoy

"Good Omens"
"Good Omens". Foto: AP
Espectáculos 30/05/2019 18:58 Mario P. Székely Pasadena, California Actualizada 18:58
Guardando favorito...

El Apocalipsis llega al mundo con "Good Omens"’, en la miniserie de seis episodios que combina fantasía, drama, horror y una muy buena dosis de humor, producto de la relación de un ángel y un demonio, que se dan cuenta que el anti-Cristo no está haciendo su trabajo de destruir al mundo, mientras que cada quien hace lo mejor para servir a sus patrones respectivos en el cielo y el infierno. 
 
Basada en el libro galardonado "Good Omens" de Terry Pratchett y Neil Gaiman, la serie de estreno mundial por Amazon Prime, trae el sentido de una fábula con sabor a pastorela moderna para el público latinoamericano, quienes verán representada las fuerzas del bien y el mal en el ángel Aziraphale (Michael Sheen) y el demonio Crowley (David Tennant), con todo el humor británico que oscila entre lo ácido hasta lo político. 
 
“Como es de suponerse, también necesitamos la presencia de Dios, por lo que convocamos a la ganadora del Oscar, Frances McDormand a prestar su voz para el Todo Poderoso, mientras que a Benedict Cumberbatch, le pedimos fuera nuestro señor de las tinieblas, Satán”, anunció el propio Gaiman en su gira promocional. El también autor de "Coraline, Stardusty" la serie de cómics "The Sandman", funge como productor ejecutivo y guionista de "Good Omens"

La también producción de BBC Studios, que debuta hoy en 200 países, que lo mismo trae a escena a personas arquetipo como los 4 jinetes del Apocalipsis, como a alienígenas y al propio William Shakespeare, se dio el lujo de también invitar a la estrella Jon Hamm.  El protagonista de "Mad Men", aparece como el arcángel Gabriel, personaje que no aparece en el texto original de Pratchett y Gaiman, pero que los autores ambicionaron para una secuela del libro, que nunca escribieron. Terry falleció en el 2015. 
 
“Cuando nos sentamos a escribir "Good Omens" en 1989, fue el año de la caída del Muro de Berlín y el conflicto en Glasnot estaba ocurriendo; por eso expresamos en la historia nuestro sentir de: “es infinitamente superior no pelear una guerra, que ganarla”. En esos tiempos, la idea de un armageddon era francamente ridícula, situación que cambió rotundamente para el año 2018 que filmamos "Good Omens", cuando podríamos estar revisando nuestros relojes para asegurarnos de el fin de los tiempos no sucediera antes de terminar nuestro programa”, dijo Gaiman con sonrisa de ironía y crítica hacia la política internacional. 
 
En "Good Omens", nos topamos con Aziraphale y Crowley, cómodos en habitar el Londres de fines de los años 80, después de compartir la vida desde que Dios desterró del Paraíso a Adán y Eva. Ahora, les toca atestiguar cómo el niño hijo del diablo, el Anti-cristo, no asume su rol en esta historia y desconoce que su misión es traer el fuego la Creación. 
 
“A Terry (Pratchett) y a mí, nos atrajo la idea que la educación en tu infancia repercute más que lo que supuestamente tu herencia te indica serás. Así, el Anti-Cristo no necesariamente va a querer destruir al mundo, si fue criado dentro de un hogar amoroso”, describió Gaiman, sobre el punto de inicio de "Good Omens" que desata en el camino, la lucha por el alma del niño de nombre Adam Young (Sam Taylor), a quien en su cumpleaños el infierno le manda un perro para que lo defienda y acompañe, siendo él mismo víctima de bullying y con ello acercándose más a la condición de vulnerabilidad humana. 

al

Temas Relacionados
Fantasía humor Amazon Prime angel Dios
Guardando favorito...
 

Comentarios

El Universal

Newsletter Al Despertar

Inicia tu día bien informado con las notas más relevantes

Al registrarme acepto los términos y condiciones