Amanda Miguel ofrece en el Auditorio Nacional velada llena de nostalgia y buena música
18 | NOV | 2019
Amanda Miguel ofrece velada llena de nostalgia y buena música
Amanda Miguel compartió escenario con su hija Ana Victoria y con Laureano Brizuelas

Amanda Miguel ofrece velada llena de nostalgia y buena música

25/08/2019
12:09
César Huerta
Ciudad de México
-A +A
La cantante prometió a su público volver a escribir canciones porque es algo que les debe; ya se encuentra bien de salud

Luego de haber pasado por fuertes problemas de salud,  que la obligaron a cancelar presentaciones, Amanda Miguel volverá a escribir música.

El compromiso lo hizo en el Auditorio Nacional, durante el concierto que ofreció la noche de ayer, donde cantó con su hija Ana Victoria y fue grabada en celular por su marido Diego Verdaguer.

La intérprete de “El me mintió” y “Hagamos un trato” recuperó la presentación que canceló en mayo pasado, cuando informó que debía la rehabilitarse de articulaciones y músculos del área de las cervicales.

“Saben que este show se pospuso porque no me sentía bien de salud, pero Dios, el amor de mi hija y marido, de mi familia, la música y ustedes, salí”, dijo durante la segunda parte de la velada, emocionada.

“La pasé difícil, ¿pero saben?, crecí, veo la vida diferente. Les prometo que pronto me sentaré a escribir nueva música, ¡se los debo!”, agregó.

Minutos antes Amanda había hecho dueto con su hija Ana Victoria, quien también fungía como productora del show, en “Mi buen corazón”. Y desde la cuarta fila frente al escenario su Diego aplaudía y alzaba el celular para captar el momento.

La velada la inició enfundada en un vestido blanco y pasos medidos como un gato, llegando al micrófono y, al tomarlo, alzando el brazo.

“¡Es la definición de señora!”, se escuchó en uno de los palcos del Auditorio Nacional.

 “¡Amores que alegria que estén aquí, esto es una fiesta!”, escuchó como respuesta esa persona.

Diecinueve músicos y tres coristas, con una pantalla central en que se proyectaban animaciones y videos, con luces multicolores y varios celulares entre el público, fue la primera vista de Amanda al llegar a su territorio.

La nacida en Argentina hace 63 años,  pero creada artísticamente en México en la década de los 80’s, se inclinó levemente con los brazos cruzados sobre el pecho, para agradecer a su público en “Castillos”.

Y luego para demostrar que su cuerpo ya está bien, subió a una tarima donde ya la esperaba un piano y unos lentes que de inmediato se colocó.

De ese sitio, con ella en el teclado, salió un medley que incluyó  “Eso se llama amor”, “Cenizas” y “Así como hoy”.

Después invitaría a alguien del público para interpretar “A mi amiga”, acompañada de dos copas sobre una pequeña mesa.

“A mi me daría miedo subirme así al escenario, no la conozco (a la chica del público), ¡pero igual estaba prendida y como que se sabía todas mis canciones!”, bromeó.

Laureano Brizuela, quien hace más de tres décadas era llamado “El ángel del rock”, estuvo como invitado para interpretar “Amándote” y “Sueños compartidos”.

amanda_miguel_y_laureano_brizuelas_ok.jpg

”¡Gracias a quienes vinieron pese al cambio de fecha!, ¡gracias por estar!”, recalcó Amanda, que prometió regresar pronto.

al

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios