Héctor Suárez, zurdo y loco hasta el final

¿Anarquista? Sí, desde niño. ¿Activista? Sí, lo demuestra la televisión que lo vetó. ¿Neurótico? También... Por eso fue un actor tan bueno

Héctor_Suárez
Héctor Suárez. Fotos: ARCHIVO EL UNIVERSAL
Espectáculos 03/06/2020 00:00 César Huerta Actualizada 07:49
Guardando favorito...

En 1980, Héctor Suárez y Leticia Perdigón nunca se llamaron por su nombre. Los dos formaban parte del filme Lagunilla mi barrio, con locaciones de Tepito y se comunicaba entre sí con los apelativos de sus personajes.

“Nos decíamos mi Rita bonita y mi Tirantitos. Siempre comíamos juntos, nos citábamos antes del llamado, nos veíamos en un café”, cuenta ella.

Ayer, a los 81 años y tras padecer cáncer de próstata de 2015 a 2019, quien dio vida a El Tirantes y a Tránsito Pérez de El milusos, falleció.

“Acostarse y amanecer muerto es una muerte de reyes, no sufrió. Mereció lo que tenía que merecer, hay un Dios, buda o un ser supremo o como le quieran llamar y en lo que crean, pero lo dejó descansar”, comenta su hermano Gustavo, quien se encargó de que los restos del histrión fueran cremados.

La figura de Suárez fue leyenda en el mundo actoral. Durante una cena podía estar contando historias divertido y, de pronto, guardar silencio para decir que su papá había sido rudo y grosero con él en su infancia.

Mark Alazraki, quien lo dirigió en Mentada de padre, último filme del actor, recuerda que se acercaron a él días antes de arrancar rodaje, luego de que otro actor cancelara a última hora.

Y se quedó mudo cuando el actor se abrió para contar su infancia.

“Su papá era militar, era de decirle: ‘hijo de tal por cual’ y así era el personaje; quizá de esa manera era expurgar sus demonios”, apunta Mark.

Ya en el set, cuentan todos quienes lo conocieron, llegaba con las líneas aprendidas, aunque le gustaba improvisar, sabía que un guión era precisamente para obedecerlo.

Era un hombre con una gran capacidad histriónica y además creyente; tenía un templo en su casa, recuerda su tocayo Héctor Bonilla, a quien conoció en 1970 en La cosquilla.

“Estaba preparándose espiritualmente, permanentemente”, apunta el actor de Rojo amanecer.

Suárez estudiaba arquitectura cuando entró de oyente a una clase de Carlos Ancira y pidió subir al escenario. Ya no volvió a bajarse de él.

Zurdo de nacimiento y autocalificado como “anarquista”, Suárez no callaba sus opiniones políticas. Eso presuntamente hizo que en los sexenios de Miguel de la Madridy Carlos Salinas de Gortari fuera retirado de la tv.

“Soy de mecha corta y no me dejo ni me dejaré, si eso significa ser conflictivo, entonces lo soy”, decía sin titubeos.

El perfil

- Fecha de nacimiento:21 de octubre de 1938.

- 1958: Ingresó como oyentea una clase de actuación con Carlos Ancira, en la academia Andrés Soler.

- 1962 : El actor pide unaoportunidad en Televicentro en Chucherías, con Héctor Lechuga y Chucho Salinas; en tv estuvo en telenovelas y programas como ¿Qué nos pasa? (1985-1987, 1998-1999) y La cosa (1997).

- 1965: Inicia su carrera en cine.

- Teatro: 12 hombres en pugna, Los locos Suárez y La señora presidenta, entre otras.

Cronología

1960. Ingresa a estudiar teatro con una generación en la que estaban Alejandro Jodorowsky, Alfonso Arau, Héctor Bonilla, entre otros.

hector_suarez_.jpg

1971. En Mecánica nacional, la obra cumbre de Luis Alcoriza, encuentra el tono sardónico con el que criticaría a la sociedad mexicana en el futuro.

hector_mecanica.jpg

1980. Explota en cine con Lagunilla mi barrio, en la que interpreta a un macho mexicano. Su siguiente trabajo es aún mejor: El milusos.

el_milusos_113905929.jpg

1986. Comienza la transmisión de ¿Qué nos pasa?, programa de televisión que marca la crítica social con personajes como el Lic. Buitrón.

que_nos_pasa_113906005.jpg

2013. Fue elegido para Roast comedy central, versión mexicana del popular programa de EU.

hector_suarez_roast.jpg

Los personajes

El No Hay. Retrato del mexicano apocado y conformista para el que no vale la pena esforzarse para resolver problemas.

suarez_personajes_mas_113898312_0.jpg

Flanagan. El estereotipo del joven instalado en el placer de las drogas pero sobre todo del grito de “¡Queremos rock!”

flanagan.jpg

Tomás. Con reminiscencias de Memín Pinguín, este niño evidenciaba la doble moral y denunciaba la censura sexual.

suarez_personajes_mas_113898315.jpg

Doña Zoila. Basada en el juego de palabras “Zoila... que lava, la que plancha”, ironizaba a la madre mexicana abnegada.

suarez_personajes_mas_113898312_1.jpg

El secretario. Personaje que ponía en evidencia el cinismo y corrupción de la clase política mexicana.

esp_suarez_secretario_113898332.jpg


Así lo recuerdan

"Siempre tuvo una vena política, haciendo sátira. Él incomodaba, pero de eso se trata la sátira política”.

hector_bonilla.jpg
Héctor Bonilla, actor.

“A mí me molestaba que la gente lo llamara cómico, él decía: ‘Soy un actor que sabe usar recursos de comedia’”

alejandro_gou_113905367.jpg
Alejandro Gou, productor de teatro.

 “Fue un hombre que se refugió en la fantasía para evadir la realidad tan dura que le tocó enfrentar como niño”.

guillermo_wiechers_0.jpg
Guillermo Wiechers, productor.

“Me hará mucha falta verte, oírte, sentirte, tocarte, abrazarte, besarte; lo que más extraño ahorita es no poder olerte”.

suarez_gomis_0.jpg
Héctor Suárez Gomís, hijo.

Temas Relacionados
Hector Suarez
Guardando favorito...

Recomendamos

Comentarios