Capricho cumplirá su temporada en el Molière

El productor de la puesta comenta que no piensa en otro recinto para la obra

En la obra, Alejandra Ávalos es una mujer en decadencia. JUAN CALOS REYES. EL UNIVERSAL
Espectáculos 07/11/2018 00:45 Sughey Baños Actualizada 00:53
Guardando favorito...

[email protected]

Pese a que quedó en medio de un pleito legal por el Teatro Molière, la puesta en escena Capricho seguirá con su temporada hasta el 16 de diciembre, como ya se tenía pactado, aseguró el productor Rodrigo Vidal.

“Quiero externar mi agradecimiento a los dueños del Teatro Molière, que se acercaron a nosotros para compartir el problema legal que atraviesa el teatro.

“Los dueños concesionan el recinto a una empresa española (Destino y representada por Iñaki Fernández), ésta a su vez hace lo mismo a la gerencia actual (Producciones Molière), sin embargo esos problemas quedan fuera de nuestro alcance, como productora de Capricho no tenemos nada que ver con esa situación legal y no nos afecta”, dijo Vidal.

A pesar de que tiene unos sellos de clausura en sus puertas, el teatro no está cerrado y la producción de Capricho puede entrar y salir del lugar sin problema, incluso la venta de boletos y las fechas de presentación continúan.

“Toda la parte legal, de papeleo o de que no está en orden el teatro no me corresponden, eso le toca al 100% a las personas que administran el recinto, nosotros llegamos, nos lo rentan y operamos. Mientras a mí no me afecte, yo sigo adelante con lo que me atañe, ofrecer un espectáculo, porque tengo un contrato con la administración actual que me ampara”.

Rodrigo Vidal comentó que hasta el momento no ha pensado en otro recinto para la obra, porque tiene la confianza de que las partes involucradas lleguen a una solución que beneficie a todos.

Tanta confianza tiene, que Rodrigo ha realizado ajustes en la puesta en escena para atraer más gente al Teatro Molière.

“Se han hecho modificaciones incluso de actores, tal vez se sorprenderán de que un actor sale más que otro o que de plano no sale, habrá más efectos especiales y verán los hologramas en su máximo esplendor. La gente que ya vio puede hacerlo de nuevo y se topará con un espectáculo más sorprendente y atractivo”.

Pero no todo es tranquilidad para Rodrigo Vidal, quien asegura que sufre un complot por parte de un productor de teatro importante en México, de quien no quiso revelar su nombre, que busca sacar a Capricho de la cartelera de la ciudad, implementando acciones como mandar gente a grabar la función, o provocando altercados con el personal del lugar.

“Quiero decirle a esta persona que sabemos quién es, tenemos pruebas de quién eres, de lo que nos haces, de lo que tramas para acabar con Capricho. Pero más allá de eso, Capricho es un show al que le va muy bien, cada vez viene más gente y sale encantada, y que mejor nos dejes en paz, porque vamos a cuidar nuestros intereses hasta las últimas consecuencias y no hay enemigo pequeño”, fue el mensaje que envió Vidal.

Temas Relacionados
Guardando favorito...

Recomendamos

Comentarios