Inicia EPN viaje a naciones árabes

Segob solicita al Congreso permiso para que Peña Nieto se ausente 9 días

El gobierno federal contrató una empresa para analizar la opción de vender el nuevo avión presidencial José María Morelos y Pavón (ESPECIAL)
Nación 13/01/2016 02:05 Francisco Reséndiz y Alberto Morales Actualizada 11:01

[email protected]

El presidente Enrique Peña Nieto solicitó a la Comisión Permanente del Congreso de la Unión permiso para ausentarse del país del 15 al 23 de enero, con el fin de realizar visitas de Estado a países de la península arábiga y a Davos, Suiza, para participar en el Foro Económico Mundial 2016 (WEF, por sus siglas en inglés).

La Secretaría de Gobernación (Segob) envió un oficio al Congreso, mismo que será analizado hoy, en el cual explica que el Ejecutivo visitará Arabia Saudita, Emiratos Árabes Unidos, Kuwait y Qatar para fortalecer las relaciones bilaterales, así como para promover intercambios económicos y de cooperación.

Gobernación señaló que los países del Golfo tienen un enorme potencial económico y de cooperación con México, pues concentran importantes recursos energéticos —65% de las reservas probadas de petróleo y 40% de las reservas de gas natural—.

La dependencia federal explicó que será una gira histórica por ser la primera vez que un mandatario mexicano visite Emiratos Árabes y Qatar desde el establecimiento de relaciones diplomáticas en 1975, y la primera visita a Arabia Saudita y Kuwait en más de 40 años.

Posibilidad de venta. En otros asuntos, por instrucciones del presidente Enrique Peña Nieto, el gobierno mexicano contrató en diciembre pasado a una empresa internacional con la finalidad de analizar la factibilidad de “comercializar” el avión Boeing 787 Dreamliner, adquirido por la administración anterior para dar servicio al Poder Ejecutivo federal.

El pasado 11 de diciembre, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), a través de Banobras, firmó un contrato con la empresa Ascend a Fligthglobal Advisory Service para desarrollar un “estudio de factibilidad de comercialización de la aeronave modelo Boeing 787-8, MNS 40695”.

La carátula del contrato establece que se trata de una adjudicación directa por la que se pagaron 16 mil pesos a dicha empresa.

En septiembre pasado, el presidente Enrique Peña Nieto aceptó que se podría analizar la venta del avión presidencial, que se debe tomar la decisión más acertada al ser un activo del gobierno y no actuar de manera precipitada.

Comentarios