Se encuentra usted aquí

Palomiteras y calambres alternativos

06/04/2019
02:02
-A +A

Va mi resto parecen decir las diferentes plataformas de streaming, en una batalla de cine contra grandes pantallas caseras equipadas con HD y 4K que, por efecto de inmediatez, no se detienen en el clásico remanso de pantalla de estreno y se quedan a perpetuidad en su abanico de oferta de cine.

Así, mientras las grandes distribuidoras apuestan por estrenos familiares que incluyen combos y refresco, la otra opción, no tiene que recurrir a eso para ofrecer ese otro cine de, aparentemente, bajo perfil.

Netflix se pone dramático y pone al periodismo frente al crimen en la serie Tijuana, donde influencers de la tecla arriesgan el pellejo para ver quién se llevó al baile a un político de altos vuelos. Con guión múltiple en donde figura la escritora Norma Lazo y Alejandro Almazán, Damián Alcázar encabeza el reparto de esta historia de crimen.

También en el orden de lo policiaco está la cinta danesa The Guilty: un absorbente y maniático thriller de secuestro. Varios premios en su haber (Sundance, Valladolid, Satélite Awards…).

Directamente de la Cineteca, sin escala con ninguna distribuidora de DVD u Blu-ray, está el filme argentino de Luis Ortega, El Ángel, donde el querubín de 17 años, que parece estrella de cine y del rocanrol, se mete en una espiral delincuencial que, luego de 45 años a la sombra lo hacen ser el preso que más tiempo lleva en chirona de la historia argentina. Un relato enfermo, malsano, diabólico, adrenalínico y muy peligroso.

Kevin Costner y Woody Harrelson, sin duda, pasarán a la historia de los Records Guinness por haber, en compañía de otros de armas tomar, metido una cantidad inusual de balas de todos los calibres en los cuerpos del par de asaltabancos Bonnie & Clyde, dolor de cabeza de ahorradores y banqueros, en los años 30. Cuando comienza la danza de las balas, conviene ponerse a salvo tras el sofá o la cama, porque vaya metralla. Otro punto a favor de La emboscada final, son las fotografías reales de la época de cómo quedó la parejita.

Directamente de Francia vía Netflix, ya se estabilizó la primera temporada de Bad blood: lección de cómo se organizó el crimen en Montreal, durante décadas, al mismo tiempo de curso intensivo de sobornos, compra de políticos, manejo de armas de alto poder, tutorial de venganza… impartidos bajo la dirección del capo di capos: Vito Rizzuto y profesores de la especialidad de crimen sin castigo. Repartazo encabezado por Anthony LaPaglia, Kim Coates, Paul Sorvino… sumamente adictiva, vengativa y salvajemente violenta.

El efecto guau llevado al extremo es lo que ofrece Dogman, cinta italiana donde el dueño de un peluquería para perros cae bajo la influencia de un perverso delincuente local, hasta que su vida se vuelve una pesadilla y saca valor para decir: hasta aquí. Sam Peckinpah la estaría aplaudiendo de pie por su lado maniaco y su adrenalina de miedo fuera de control y efecto enloquecido de rabia contagiosa. Si la ven con su perro, es responsabilidad de cada quien.

Regresa Jean-Claude Van Damme en Lukas. Los opinólogos están en desacuerdo porque ya está grande y como cadenero de discoteca, y le han tundido duro. Sin embargo, su hija de ocho años tiene que salir adelante de la escuela. Acuérdate papá de tus películas en que eras una amenaza, le dice. Ya no me acuerdo ni de los títulos de tanto leñazo.