Bienvenidas, mujeres gobernadoras

Yasmín Esquivel Mossa

Este año se dio un parteaguas en lo que toca a la participación política de la mujer

La presencia de las mujeres en posiciones de poder se ha visto incrementada tras los comicios celebrados en este año y hoy —por primera vez en la historia de nuestro país—, son siete las Entidades federativas que son gobernadas por mujeres; un notable avance que reconfigura el mapa de su presencia política, aunque todavía dista en alcanzar la paridad.

A más de dos décadas de que se promulgara la reforma constitucional de 1953, en la que se reconoció plena ciudadanía y el derecho de votar y ser votadas a las mujeres mexicanas, en 1979, Griselda Álvarez Ponce de León, es la primera mujer en ser electa como Gobernadora del Estado de Colima.

En la década siguiente, en 1987, Beatriz Paredes Rangel fue electa para gobernar el Estado de Tlaxcala.

En 1991, Dulce María Sauri Riancho se convirtió en la primera gobernadora de Yucatán, con carácter interino, luego de que el entonces gobernador de la Entidad, Víctor Manzanilla Schaffer, pidiera licencia para dejar el cargo.

El entonces Distrito Federal, vio figurar a su primera Jefa de Gobierno en 1999, cuando Rosario Robles Berlanga es designada por la Asamblea Legislativa, en sustitución de Cuauhtémoc Cárdenas Solorzano, quien renunció al cargo.

Por el período 2004-2010, Amalia García Medina gobernó el Estado de Zacatecas.

En 2007, después de 14 años, Yucatán fue gobernado nuevamente por una mujer, Ivonne Ortega Pacheco. Esta entidad, junto con la Ciudad de México, hasta ahora habían sido las únicas en las que dos mujeres han ocupado la titularidad del Poder Ejecutivo.

En el Estado de Sonora, Claudia Pavlovich Arellano es electa en 2015. Por cierto, hija de una de las dos primeras senadoras electas en nuestro país, Alicia Arellano Tapia.

El 5 de diciembre de 2018, Claudia Sheinbaum Pardo se convirtió en la primera Jefa de Gobierno electa en la actual Ciudad de México, cargo que ocupará hasta 2024.

En ese mismo año, Martha Erika Alonso Hidalgo es electa para ocupar la gubernatura del Estado de Puebla; sin embargo, a diez días de asumir el cargo muere en un accidente.

Desde 1953, año en que se reconoce a la mujer el derecho de votar y ser votada, hasta el 2018, se habían electo 351 personas para ocupar una gubernatura. De ellas el 98% fueron hombres y solo 2% mujeres.

Vista la escasa participación de las mujeres y atendiendo el mandato constitucional, que impone observar la paridad en la postulación de candidaturas a todos los cargos públicos, y que no basta con dejar las posibilidades de inclusión de las mujeres a participar en la contienda electoral a la libre decisión de los partidos políticos, en diciembre de 2020, la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, vinculó a los partidos políticos nacionales a postular a mujeres en puestos de elecciónb popular, en 7 de las 15 gubernaturas a disputarse en 2021.

Fruto de esa determinación, en este año 6 mujeres han tomado posesión como gobernadoras: María del Pilar Ávila, en Baja California; Layda Sansores San Román, en Campeche; Indira Vizcaíno Silva, en Colima —segunda mujer en ocupar el cargo en la Entidad—; Maru Campos Galván, en Chihuahua; Evelyn Salgado Pineda, en Guerrero, y Lorena Cuéllar Cisneros, en Tlaxcala.

Un parteaguas en lo que toca a la participación política de la mujer y un avance muy importante de las mujeres en el camino hacia la igualdad sustantiva, y para consolidar una auténtica democracia en nuestro país.

En reconocimiento a todas ellas, permítanme citar las palabras que Griselda Álvarez pronunció en su toma de protesta, al convocar a las mujeres a “inaugurar un tiempo nuevo de plena igualdad con los hombres, sin reclamar privilegios que no requerimos ni aceptar desventajas que no merecemos”.

 

Ministra de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.
TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios