Si hay alternativas al Glifosato

Viridiana Lázaro

El decreto presidencial publicado el 31 de diciembre del 2020, que marca la prohibición del maíz transgénico y el glifosato para 2024 ha sido blanco de múltiples ataques por las grandes corporaciones agroalimentarias -que incluso han interpuesto 26 amparos en contra- con el argumento de que el decreto es inviable, que el herbicida glifosato es seguro y que no hay un sustituto.

Ante estos argumentos se debe tomar en cuenta que la Agencia Internacional de Investigaciones sobre el Cáncer (IARC por sus siglas en inglés), de la Organización Mundial de la Salud (OMS), ha catalogado al herbicida glifosato como probable carcinógeno en humanos, además de que se le ha asociado a una amplia variedad de efectos dañinos a la salud y a la diversidad biológica, reportados en una amplia literatura científica.

Por lo tanto, antes de los intereses económicos por los que velan las corporaciones, se deben tomar en cuenta los principios de derecho del medio ambiente y la salud humana, en forma concreta se debe tomar en cuenta el principio de precaución. Es importante que el Estado mexicano invoque el principio de precaución, para proteger a la biodiversidad, la diversidad de maíces nativos, el medio ambiente y la salud humana antes de que ocurran daños irreversibles que se pueden prevenir.

El maíz transgénico y el glifosato se deben prohibir tal como lo menciona el decreto presidencial, por el bien común de las personas y la protección de los derechos humanos. Sin embargo no se debe pensar en una sustitución de un insumo por otro sino que se debe tomar en cuenta que no hay una sola solución, sino múltiples procesos que en conjunto no solo disminuyen las poblaciones de insectos o hierbas no deseadas, sino que además mantienen la fertilidad del suelo, evitan la contaminación del agua y preservan la diversidad biológica, los ciclos y flujos de energía en el agroecosistema.

En ese sentido, en la más reciente investigación de Greenpeace México -Agricultura sin glifosato. Alternativas para una transición agroecológica-, hemos analizado el decreto desde dos perspectivas, primero la jurídica; y segundo la técnica, que nos permite vislumbrar alternativas agroecológicas para la sustitución del glifosato con miras hacia la transición agroecológica. En esta investigación, se realiza un análisis jurídico sobre la viabilidad del decreto presidencial, que busca la eliminación progresiva del glifosato y la prohibición del maíz transgénico en el cultivo y la alimentación; en concordancia con la Constitución de los Estados Unidos Mexicanos, el Tratado México, Estados Unidos, Canadá (T-MEC) y otros tratados internacionales.

Adicionalmente se brinda Información sobre la aplicación del manejo integrado de plagas (MIP), el cual resulta ser una alternativa que no intenta erradicar las plagas, sino minimizar su impacto a través de entender las condiciones que las hacen prosperar y combinar prácticas físicas, mecánicas, químicas, biológicas y culturales para mantenerlas en niveles aceptables, que no generen daños económicos.

La gran mayoría de prácticas MIP se pueden ejecutar en cualquier tipo de cultivo o agroecosistema y a cualquier escala, sin embargo, hay algunas que serán más efectivas para ciertos tipo de escala, específicamente diferenciando entre producción a gran escala, pequeña y mediana escala.

Subsecuentemente, como parte del trabajo de investigación se realizó un compilado de casos de estudio exitosos en la sustitución del herbicida glifosato y de otros agroquímicos dañinos para la salud y el medio ambiente; en cultivos de pequeña, mediana y gran escala de maíz, agroforestales y café, policultivos, papa, aguacate, amaranto, cacao, blueberry, cítricos, hortalizas, sistema milpa y ganadería.

Con toda esta evidencia reiteramos: es necesario transitar hacia la agroecología para alcanzar la soberanía y autosuficiencia alimentaria. Se debe transformar el modelo agroalimentario de raíz para tener un campo productivo, saludable y sustentable. Una agricultura sin glifosato y sin transgénicos no solo es posible, como se ha documentado en diversos casos, además es indispensable.

Especialista en Agricultura y Cambio Climático
TEMAS RELACIONADOS
OMS
Guardando favorito...

Comentarios