Las mentiras de Clara Luz

Salvador García Soto

El golpe a la candidata es apenas el primer episodio de la guerra por la gubernatura de Nuevo León

El golpe a la candidata de Morena en Nuevo León, Clara Luz Flores, es apenas el primer episodio de la guerra a muerte que viene por la gubernatura del estado más industrializado del país. Con el video filtrado ayer por el priista Adrián de la Garza, su contrincante de la alianza PRI-PAN-PRD, la abanderada morenista fue exhibida en la mentira por haber negado que conoció a Keith Raniere y que ni siquiera sabía lo que era la secta NXIVM. Las imágenes donde se le ve conversando relajadamente con el líder de esa secta, sentenciado a 120 años de prisión por tráfico sexual en los Estados Unidos, impactarán su credibilidad a una semana de que arranquen las campañas por el gobierno estatal, en una contienda que se ve muy cerrada entre ella y el abanderado aliancista, seguidos ambos de cerca por el tercer lugar, el polémico Samuel García.

La filtración de este video, que en un primer momento se atribuyó en Monterrey a Rosa Laura Junco, hija del empresario Alejandro Junco, en realidad se trata de uno de los muchos materiales que tiene Mark Vicente, el cineasta que grababa todas las actividades de Keith Raniere y que fue uno de los más cercanos al carismático líder, tal y como él mismo lo revela en el documental “The Vow” (La promesa), donde habla del funcionamiento y los métodos con los que NXIVM sedujo y reclutó a personalidades lo mismo de Hollywood que del jet-set estadounidense y a las hijas de millonarios mexicanos, junto con políticos y dirigentes como Clara Luz Flores.

Aunque anoche ella salió a responder al video que se volvió tendencia en las redes sociales e hizo un “mea culpa” a medias, porque reconoció “que mi error fue haber tomado un curso de superación personal y con pena lo reconozco”, pero nunca se disculpó por haber mentido sobre su paso por la secta y su entrevista personal con Raniere, las imágenes en las que se le ve conversar con el líder de una secta que esclavizaba y marcaba físicamente a las mujeres, dejan en claro que Clara Luz Flores no sólo tomó “un curso de superación personal”, como sí hicieron muchos mexicanos de las clases altas y medias que participaron en el programa de ESP (Executive Success Program) y que tomaron los cursos que impartían en el país Emiliano Salinas Occelli y su socio Alejandro Vera.

Por el tono de la plática que sostuvo con Raniere, es claro que la candidata morenista subió varios niveles dentro de NXIVM (cada nivel costaba cerca de mil 200 dólares) y que se metió tanto en los cursos de adoctrinamiento de esta secta, que fue llevada personalmente a entrevistarse con “Vanguardia”, como le llamaban a Keith sus seguidores; ese era un privilegio que sólo alcanzaban aquellas personas que lograban una “evolución” y un crecimiento dentro de la agrupación (por supuesto con el suficiente poder y capacidad económica) que se ganaban el privilegio de escuchar las palabras de quien era visto casi como un “Dios” o un “ser evolucionado” por los fanatizados integrantes de la secta.

Ya se verá si el “control de daños” que intentaron poner en marcha ayer sus asesores y operadores, será suficiente para salvar a Clara Luz del estigma de haber mentido en un asunto tan delicado, pero por lo pronto la filtración, que se operó, dicen, desde las altas esferas de la poderosa clase empresarial de Monterrey, representa todo un mensaje de lo que le espera a Morena y a su candidata en una contienda en la que un grupo importante de los capitanes regios, varios de ellos integrantes del Grupo de los 10, han comentado en corto que “nada que huela al presidente Andrés Manuel López Obrador va a pasar en Nuevo León”.

Y aunque Clara Luz sostiene que ella ya se ha reunido con la mayoría de los dueños del grupo de los regios y que “varios de ellos me han dicho que me apoyan y no ven mal mi candidatura”, lo cierto es que, como siempre pero también como nunca, los hombres del dinero en Nuevo León, que han chocado con varias de las políticas y decisiones del presidente López Obrador, algunos de manera más moderada pero otros de plano en tono de ruptura, van a jugar en estas elecciones y harán sentir su peso para favorecer o vetar a los candidatos o candidata que consideran los más aptos o los más peligrosos para gobernar al estado.

Clara Luz llegó a la candidatura de Morena de la mano del poderoso consejero jurídico de la Presidencia, Julio Scherer, a quien el Presidente le encargó directamente la operación en Nuevo León. Y Julio convenció a la exalcaldesa priista de Escobedo de sumarse a Morena, cuando tenía también ofrecimientos del PAN y del PRI para ser su candidata, con la promesa de que nunca se meterían con su forma de gobernar y mucho menos le pedirían confrontarse con los grandes empresarios del Grupo Monterrey o hacer un gobierno que fuera en contra de la vocación industrial del estado. “Si el Presidente no se mete ni con los gobernadores más malos de Morena, menos se metería con alguien que haga un buen gobierno en Nuevo León”, le prometieron a Clara Luz Flores en Palacio Nacional.

Hoy, con el golpe certero que le dieron ayer, está más que claro que Clara Luz no la tiene nada fácil y mucho menos segura. Que por más carismática que sea la candidata morenista y por más que su esposo, el viejo operador priista y líder cetemista Abel Guerra se las sepa de todas-todas en el antiguo arte de la mapachería electoral del  PRI, la abanderada del partido oficial se enfrenta no sólo a dos candidatos fuertes como el priista Adrián de la Garza y el emecista Samuel García, sino a muchas otras fuerzas que se están moviendo en la elección de Nuevo León, en donde la guerra, con mucho lodo todavía que veremos, no es contra Flores y su candidatura, sino contra el avance de López Obrador y su 4T en el principal enclave del norte industrial de México.

NOTAS INDISCRETAS…

La sesión de hoy en el Consejo General del INE no será apta para cardiacos. No sólo porque la reunión ocurre un día después del embate de la 4T en contra del presidente del instituto, Lorenzo Córdova, y del consejero Ciro Murayama, a quienes la mayoría de Morena en la Cámara de Diputados ayer les pidió “juicio político” en su contra por “favorecer al PRI y al PAN con sus decisiones, sino porque se votarán 59 propuestas de la Comisión de Fiscalización para cancelar igual número de candidaturas ya registradas por varios partidos políticos por no haber presentado sus informes de gastos de precampaña. De esa lista hay tres nombres de candidatos que, si los cancelan, levantarán ámpula: el primero es el polémico Félix Salgado Macedonio, en Guerrero, a quien proponen retirarle la candidatura por no haber reportado adecuadamente sus gastos de precampaña; además del candidato de Morena en Michoacán, Raúl Morón, y de la candidata del PRI al gobierno de Chihuahua, Graciela Ortiz, por las mismas razones. En el caso de Félix Salgado, nos dicen fuentes directas del INE, la votación se espera muy cerrada y un voto podría hacer la diferencia, porque incluso varios de los consejeros que fueron propuestos por la 4T podrían votar a favor de tirarle la candidatura al morenista. Los cálculos que anoche manejaban en el Consejo General apuntaban a que Salgado Macedonio mantiene su candidatura por 6 votos contra 5, pero como dicen los cronistas deportivos, esto no se acaba hasta que se acaba y todo puede pasar hoy en la cardiaca sesión del INE… Más datos del funcionario de la 4T que se compró un lujoso departamento con varias recámaras en la exclusiva avenida Foch de París. Nos dicen que el pago con un cheque de 2 millones de euros, que fue detectado por áreas financieras del gobierno federal, era sólo el último pago que realizaba el político mexicano para finalizar la compra de la lujosa propiedad cuyo valor podría rebasar los 10 millones de euros. Aunque del tema está enterado el Presidente, por alguna extraña razón las investigaciones no han avanzado para saber cómo es que un exsecretario de seguridad, exrector de una universidad privada con sede en la Ciudad de México, y hoy encumbrado funcionario de la 4T pudo hacerse de tantos recursos para comprar una propiedad tan costosa en una de las avenidas más lujosas no sólo de París sino del mundo. Para mayores señas del funcionario sólo diremos que Fueron Grandes Recompensas las que debió tener el comprador mexicano para poder hacerse de tan costosa propiedad…Los dados mandan Serpiente Doble. Caída libre.

Comentarios