El caso de Julio Urías

El caso de Julio Urías
Nación 24/10/2021 02:02 Actualizada 02:05
Guardando favorito...

El deporte en México, y en general en el mundo, ha tenido grandes personajes que se convierten en inspiración para los niños y jóvenes. Algunos de estos personajes se convierten después en modelo para nuevas generaciones y así se va haciendo un círculo virtuoso que debe aprovecharse para, en nuestro caso, sacar lo mejor de los mexicanos.

El último caso de estos es el de Julio Urías, lanzador de los Dodgers de Los Ángeles que la temporada pasada contribuyó bastante al campeonato de la Serie Mundial y en esta campaña sumó 20 triunfos, aunque no ha tenido los playoffs que se esperaban.

Pero lo que ha generado este muchacho es de llamar la atención. Como hacía mucho tiempo, no se hablaba tanto de beisbol y eso es bueno en un país que ha tenido grandes exponentes de este deporte y que suele estar envuelto en la información del futbol, que en el caso de la Liga MX, ofrece muy poco espectáculo como para dedicarle tanto tiempo.

Platicando con mucha gente que conoce de beisbol, la mayoría está de acuerdo en que no entendieron por qué el manager de los Dodgers lo mandó de relevo en el juego dos de la Serie por el Campaeonato de la Nacional ante Atlanta. Estaban ganando el juego y no parecía ser necesario que estuviera ahí el sinaloense. Ya después lo que le sucedió en el juego 4, en el que lo sacudieron muy rápido, es un episodio de que se tendrá que levantar. Para muchos, no dejaron descansar como debía a Urías y después pagó esta situación, pero también la pagó el propio manager y los Dodgers que dentro de todo esto, algo que sí me gustó, es que sus compañeros lo cobijaron como lo que es, parte del equipo.

En este punto hablo como aficionado, la decisión no me gustó como no le gustó a mucha gente. Hasta el señor Presidente de la República comentó esa situación, que claro que llamó la atención y ojalá que Julio no tarde en volver a la senda del triunfo, que tenga otra oportunidad de demostrar su calidad, pero sobre todo esa gran mentalidad que tiene y que lo ha llevado lejos.
Insisto, hacía tiempo que el beisbol no generaba una conversación como ésta, incluso con polémica y en verdad que da gusto. Hoy, más allá de lo que ha pasado en la Serie entre los Dodgers y los Bravos, no podemos dejar de reconocer la buena temporada que ha tenido este muchacho, lo que ha generado en la afición al beisbol de nuestro país e incluso entre quienes no son seguidores de este deporte. Y por supuesto que no vamos a caer en comparaciones, como pudiera pensarse en hacerse con el gran Fernando Valenzuela, pero si se mantiene en buena forma física y concentrado, puede mantenerse como ese ícono del beisbol que necesita México.  

Profesor
 

Comentarios