Se encuentra usted aquí

Pemex, un ángel caído; ¿sigue México?

20/04/2020
00:02
-A +A

Los peores pronósticos para México se están cumpliendo más rápido que lo que cualquiera anticipó. Incluso los más pesimistas. Pienso en el ex secretario de Gobernación y actual senador del PRI, Miguel Osorio Chong, quien aseguraba en reuniones privadas que tras la llegada de Andrés Manuel López Obrador al gobierno se desataría una crisis similar o peor a la de 1994, cuando hubo una salida masiva de capitales y una fuerte devaluación del peso. Dicho escenario no se cumplió en el primer año, pero la economía mexicana sí cayó en un estancamiento y tuvo amenazas de recesión, mientras otros países, como nuestro principal socio comercial Estados Unidos, crecían a tasas de 2.3%.

La crisis económica causada por la propagación del coronavirus en el mundo solo vino a empeorar la endeble situación de México y la llevó, ahora sí, al escenario más fatalista: una caída de hasta 10% del PIB, una pérdida masiva de empleos, el cierre de miles de empresas y un tipo de cambio que este mismo año podría irse hasta los 29 pesos por dólar, según me dijo el viernes la analista Gabriela Siller. Sería la peor caída en los últimos 88 años. Pero no nos engañemos, la crisis actual –y la futura– tiene mucho que ver con las políticas erráticas e irracionales del nuevo gobierno. No solo las del 2019, sino las que está implementando ahora para supuestamente enfrentar el tsunami que está por arrollarnos.
Solamente en el gobierno del presidente López Obrador creen que están haciendo bien las cosas. En el resto del mundo –y de México– los ven como improvisados, faltos de criterio y carentes de aptitudes para desempeñar, en muchos de los casos, sus cargos públicos.

Por ejemplo, el sector energético está en manos de una triada que nada sabe de hidrocarburos ni de electricidad; menos de cómo administrar a dos monstruos como Pemex y la Comisión Federal de Electricidad. Los resultados de esa ineptitud están a la vista: México es mal visto entre la diplomacia energética tras el ridículo de Rocío Nahle en las negociaciones en las que ya quedó claro que no le aplaudieron a ella; Pemex acaba de perder el grado de inversión porque su director, Octavio Romero, es un neófito y alguien a quien nadie conoce en el sector petrolero ni financiero. Y qué decir del director de la CFE, Manuel Bartlett, un ex priísta recordado por ser protagonista de una de las etapas más oscuras de la historia reciente de México, quien tampoco tiene idea del sector eléctrico.

El viernes pasado la calificadora Moody’s le quitó el grado de inversión a Pemex, lo que significa que dejó de ser una entidad en la que pueden estar invertidos fondos institucionales, como los de pensiones. Analistas del Bank of America ya habían anticipado este escenario y calculan que al menos 10 mil millones de dólares en bonos
serán vendidos en el corto plazo, por lo que cerca de 10% de los títulos de deuda de la petrolera mexicana quedarán en manos de inversionistas ‘buitre’ o especuladores. Esto a su vez implica que el gobierno pagará una mayor prima de riesgo a sus tenedores actuales y, sobre todo, que le costará más trabajo y dinero salir a conseguir deuda para pagar sus compromisos futuros.

Los argumentos de Moody’s para dejar a Pemex en condición de “ángel caído” son su vulnerabilidad a la caída de los precios del petróleo por su fragilidad financiera y su alto nivel de apalancamiento. Esto se combina, agregó la calificadora, con una subinversión en el negocio de exploración y producción a costa de mantener proyectos como la refinería de Dos Bocas.

Así que de poco o nada han servido las inyecciones de dinero del gobierno a Pemex, aun en un momento de emergencia sanitaria, como lo anunció el Presidente hace unos días (75 mil millones de pesos más en ayudas fiscales); y tampoco los refinanciamientos que se jactaba Hacienda serían suficientes para evitar perder el grado de inversión. Moody’s estima que Pemex tendrá que pagar deuda por 8 mil millones de dólares entre 2020 y 2021, mientras que tiene en caja solo 3.2 mil millones y un flujo de efectivo negativo de 9 mil millones.

La semana pasada Fitch Ratings también redujo la calificación de Pemex por segunda ocasión en 15 días, cuyos bonos ya tenía en calidad de “basura”. Junto con la degradación de la empresa petrolera, Moody’s redujo la calificación de CFE, dejándola solo un escalón de perder el grado de inversión, y también degradó a México, que aún se mantiene dos niveles arriba del investment grade. “El entorno macroeconómico de México en el mediano plazo se ha debilitado... la incertidumbre en las políticas públicas y la insuficiencia para atacar los retos económicos son un problema”.

Así que si el capitán y sus almirantes no supieron cómo dirigir el barco antes de la tormenta… ahora que el iceberg se ve de frente y tan cerca… usted saque sus conclusiones.

CNET con legisladores

La semana pasada el Consejo Nacional Empresarial Turístico (CNET), liderado por Braulio Arsuaga, inició reuniones virtuales con el Poder Legislativo para analizar un paquete legislativo de emergencia para la industria turística.

Ya hubo encuentros con las bancadas de los Partidos Revolucionario Institucional (PRI) y Acción Nacional (PAN) en la Cámara de Senadores, y con los diputados del Morena.

En ésta última se habló de temas tanto laborales, como fiscales, económicos y sociales.

Se acordó, entre otras cosas, armar mesas de trabajo para contar con una agenda legislativa conjunta que contribuya a mitigar los efectos del Covid-10 en el sector turístico.

Los diputados de Morena se mostraron muy receptivos, pero sobre todo sensibles ante las cifras que les dio a conocer el CNET, y que reflejan el deterioro que día con día sufre la industria turística.

Reconocieron que el periodo de recuperación del sector turístico será largo.
Uno de los puntos destacables de la reunión es que se habló de la necesidad de implementar un plan para el corto, mediano y largo plazo para conservar los empleos.
Juntos, legisladores y miembros del CNET, llegaron a la conclusión de que más allá de posturas ideológicas, hoy se requiere de este tipo de alianzas para apoyar a una de las industrias clave de la economía nacional.

Por parte de los legisladores de Morena estuvieron Mario Delgado, Luis Alegre, Abelina López, Mirtha Villalvazo y Dolores Padierna, entre otros.

Centrum le mete gol a la 4T

En el sector salud ha causado sorpresa que Centrum Promotora Internacional, de Valentín Campos, gane contratos al por mayor con el actual gobierno, a pesar de que fue investigada desde 2016 por presuntas prácticas monopólicas absolutas en el mercado de servicios integrales de estudios de laboratorio y banco de sangre, indagatoria a cargo de la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece), de Alejandra Palacios.

Entre 2016 y 2020, la firma ha obtenido 170 contratos con el gobierno federal por unos 2 mil 800 millones de pesos por sus servicios integrales, entre ellos los de cirugía mínima invasión (laparoscopia) y de laboratorio. Llama la atención que a pesar de la lucha anticorrupción en el sector salud, el pasado 1 de abril, el IMSS, de Zoé Robledo, le adjudicó a esta compañía –junto a otras cuatro empresas–, un contrato por mil 993 millones de pesos para el servicio médico integral de estudios de laboratorio clínico 2020-2022.

Se suma a lucha del Covid-19

A dos años de su creación, la firma mexicana Marfil, de Daniela Bringas y Gian Carlo de Iaco, ha cobrado notoriedad en los servicios de hemodiálisis, al contar con un equipo de especialistas y reconocimiento global. Asimismo, ante la crisis sanitaria desatada por el Covid-19, decidió reducir sus precios para continuar con la atención que brinda a enfermos renales, además de poner a disposición de familias, corporativos y dependencias de gobierno la entrega en puerta de gel antibacterial y caretas de protección facial en cualquier parte del país. También sumó los servicios integrales de salud en casa, por lo que diversas aseguradoras ya los tienen dados de alto como proveedores autorizados.

 

@MarioMal
Mario Maldonado
Mario Maldonado es periodista de formación. Se graduó de la Escuela de Periodismo Carlos Septién García y se ha especializado en asuntos de negocios, finanzas y economía en instituciones de México y...

Comentarios

 
 

MÁS EN OPINIÓN