“Album Grasse”

Luis C. López Morton Z.

Desde hace muchos años cargo una pequeña libreta que utilizo para apuntar ideas, pensamientos, temas interesantes para el negocio, algo que me haya llamado la atención en un museo, anotar el título de una pintura u objeto que quiero estudiar o buscar más información en otro momento en el que tenga más tiempo para hacerlo. Utilizo sus últimas páginas —de esta manera es muy rápido encontrar lo que busco— para las cosas que me gustaría comprar o tener como referencia en el futuro; así puede ser que escriba sobre un reloj que vi anunciado en alguna revista y me interesó o los detalles de una pluma fuente, quizás un sweater que encontré en línea y que no me animé a comprar, también apunto los nombres de artistas, ya sean pintores o escultores de quienes descubrí su obra y me gustó. Estas anotaciones me sirven también para buscar los precios de venta en subasta o en galerías y hacerme, o no, la ilusión de poder comprar en algún momento una obra de estos artistas.

En esa lista está el nombre de Piet Mondrian (1872-1944), artista holandés reconocido por su abstracción geométrica en colores primarios y líneas horizontales y verticales; puedo afirmar que me encanta toda su obra y he tenido la suerte de verla en varias visitas a diferentes museos, pero donde más la he visto ha sido en la Menil Collection en Houston, Texas.

thumbnail_en_castillo_grasse.jpg

En este caso en particular, los precios a los que llegan las obras originales de Mondrian en subasta no están a mi alcance, pero resulta que, en abril de 2012, revisando una subasta de libros y manuscritos de la casa de subastas Bonhams en Nueva York, encontré el lote de una carpeta con 10 serigrafías, ni más ni menos, que de Piet Mondrian. Se trataba de una carpeta con el nombre de “A Portfolio of 10 Paintings” numerada19 de 150, con texto introductorio de Harry Holtzman (1912-1987), impresas por Ives-Sillman, Inc. en Newhaven, Connecticut en 1967. No recuerdo los estimados de venta del catálogo, pero si recuerdo que la compré con un precio de martillo de 2,500 dólares (más premio), lo que prácticamente resulta en 300 dólares por cada serigrafía. Frecuentemente busco la carpeta y despliego las obras para disfrutarlas o mostrárselas a mis amigos, siempre pensando que un día las mandaré a enmarcar individualmente y colgaré todas en una pared.

Buscando información para esta columna, me sorprendió encontrar el precio en el que venden una de estas carpetas en la librería Manhattan Rare Book Company, por ese precio nunca hubiera comprado una. Tuve mucha suerte en ganarla en la subasta, aunque existe una diferencia entre la que está a la venta y la que tengo, la mía no tiene una funda color negro con la que salió esa edición.

thumbnail_colofon_album_grasse.jpg

En la libreta que siempre traigo, también aparece el nombre de Sonia Delaunay (1885-1979), pintora nacida en Ucrania y quien trabajó prácticamente toda su vida en París, junto con su marido Robert Delaunay (1885-1941). Es una artista abstracta cuya obra me gusta mucho. No he tenido suerte de poder comprar gráfica suya, los precios están entre 40,000 y 100,000 pesos, pero cada vez que he dejado una puja en alguna subasta en línea o en vivo han superado mi oferta. Si realmente quiero una de sus piezas tendré que dejar una postura más alta.

Menciono a Piet Mondrian y a Sonia Delaunay porque acabo de leer un artículo en la revista inglesa Apollo donde William Summerfield platica del “Album Grasse” en el artículo que lleva como título, “The modern artists who made the most of isolation” (Los artistas modernos que aprovecharon al máximo su aislamiento).

“Album Grasse”, es el resultado del trabajo de cuatro artistas que, por diversas circunstancias, durante la Segunda Guerra Mundial estuvieron y trabajaron juntos en un castillo (château) en Grasse, al sur de Francia.

thumbnail_2_de_10_0.jpg

Se trata de Jean (Hans) Arp (1886-1966), escultor franco-alemán y su esposa Sophie Taueber-Arp (1889-1943), artista abstracta suiza, Alberto Magnelli (1888-1971), pintor moderno italiano y Sonia Delaunay, sobre quien comenté en párrafos anteriores.

Corre el año de 1941, los esposos Arp salen de Meudon, Francia, huyendo de los nazis días antes de que éstos llegaran a París; después de varias paradas, una de ellas en Veyrier con Peggy Guggenheim, el matrimonio arriba y se instala en el castillo de Grasse que Magnelli había encontrado para ellos, ahí también va a llegar Sonia Delaunay buscando consuelo después del fallecimiento reciente de su marido Robert Delaunay.

En el castillo de Grasse, los cuatro formaron una pequeña colonia artística y colaboraron en la realización de una serie de dibujos. Gabrielle Buffett-Picabia (1881-1985), crítica de arte francesa, nos explica la forma en la que trabajan los cuatro “...uno de ellos decidía el motivo inicial y los otros tres lo desarrollaban dibujando en la misma hoja de papel…”, lo que les permitía crear obras abstractas complejas, menciona William Summerfield en el artículo.

thumbnail_piet_mondrian_y_portfolio.jpg

Las litografías del álbum quedan como registro del tiempo que compartieron en Grasse y son testigo de lo que es posible realizar y crear cuando la gente se reúne en tiempos de gran adversidad. Eventualmente estos dibujos se publicaron en París en el año de 1950 como un portafolio de 10 litografías a color conocido como “Album Grasse”. Es importante hacer notar que el nombre de cada uno de los artistas quedó acreditado por igual en la carpeta.

A quienes les interese conocer este trabajo, pueden ingresar a la página del Musée D’Art Moderne de Paris (collection en ligne) y ahí lo van a encontrar. Por mi parte, agregué un nuevo nombre a la lista en la libreta, el de Sophie Taueber-Arp, quien desafortunadamente muere en 1943, un año después de trabajar en Grasse, envenenada con monóxido de carbono provocado por una estufa en mal estado. Falleció a los 53 años, razón por la que su obra es poco conocida, pero vale mucho la pena buscarla y, al paso del tiempo, quizás poder adquirir una.

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios