Alcaldesa ignora a bomberos y luego amenaza con correrlos, por aceptar donativo

Kiosko. Corresponsales de EL UNIVERSAL

Kiosko

A quien de plano le dio coraje que alguien se le adelantara en hacer su trabajo, nos relatan, fue a la alcaldesa de Reynosa, Tamaulipas, Maki Ortiz Domínguez (PAN), una vez que amenazó con despedir a los miembros del heroico cuerpo de Protección Civil y Bomberos de esta frontera, por haber aceptado una donación en efectivo de Luis Miguel Iglesias, abogado y excandidato a diputado por MC, quien se solidarizó con el gremio que por meses ha demandado más y mejor equipo para salvar vidas. El tema, nos dicen, es que ante su actitud, el donante no se quedó callado y le respondió que cuenta con un equipo legal para defender a los apagafuego en caso de que sufran represalias, lo que molestó aún más a la panista, quien terminó por comprar el equipo que tanto le habían pedido sus trabajadores, por lo que ahora los ciudadanos le solicitan a don Luis Miguel que done recursos a los de bacheo, recolección de basura y agua potable, a ver si así doña Maki se pone las pilas. ¡Ups!

El Caín de la tierra del pozol

Tras sanar del Covid-19 —y el escándalo por la compra de ventiladores a la empresa de León Manuel Bartlett—, nos comentan que el director general del IMSS, Zoé Robledo Aburto, volvió con toda la intención de recuperar simpatías en Chiapas, su tierra natal, y durante la inauguración de una unidad hospitalaria temporal en el estado, se animó a echarle flores a la política humanista de salud del presidente Andrés Manuel López Obrador y destacar la generosa bondad de los servicios federales de salud en Chiapas, lo cual causó molestia, puesto que justamente la desacertada operatividad de IMSS ha desembocado en conflictos como los de Guadalupe Tepeyac y la selva, donde hasta zapatistas y lacandones están inconformes. Cada vez está más complicado el sueño de don Zoé de hacer carrera política en su terruño, nos aseguran.

Detención de Duarte destapa sueños en Coahuila

Luego de la noticia de la captura del exgobernador César Duarte (PRI) en Estados Unidos, nos revelan que desde diferentes frentes en Coahuila, principalmente la oposición política, comenzaron a aprovechar los reflectores para pedir investigaciones a exgobernadores coahuilenses, principalmente de los hermanos Moreira, Humberto y Rubén, quienes llegaron como mandatarios cobijados por el PRI. El tema, nos aclaran, es que detrás de estas peticiones de “justicia” del PAN y Morena están las elecciones de este año, en las que –si la pandemia lo permite– se elegirán diputados locales y nada mal les caería quitarle (más) fama a la competencia.

De partidos y repartición de dinero

Una vez que en este espacio se expusiera la molestia de diversos grupos por la creación de otro partido político local en Chiapas, nos dicen que el Instituto de Elecciones y Participación Ciudadana, dirigido por Oswaldo Chacón, salió a aclarar algunos puntos, sobre todo lo relacionado con el presupuesto mensual de 300 mil pesos que recibirá el recién creado Partido Popular Chiapaneco. Según expuso la dependencia, nos señalan, la Ley electoral local establece que, con la creación de un nuevo instituto político, no se amplía el financiamiento público que se destina a los partidos, sólo se redistribuye el existente entre más fuerzas, por lo que incluso las órganos con registros previos reciben menos recursos de este tipo. ¡Qué tal!

TEMAS RELACIONADOS

Comentarios