Beisbol, refinería, aeropuerto y persecución a opositores

Kenia López Rabadán

La madrugada del miércoles y tras largas horas de discusión en el pleno del Senado de la República, se aprobó un paquete económico que carece de sensibilidad y empatía con los mexicanos.

En dicha sesión, se evidenció una vez más que para Morena y sus partidos aliados sólo existe una voz, la del Presidente de la República. Demostraron una vez más que no representan al pueblo de México y que sólo son la oficialía de partes de López Obrador.

No le movieron ni una coma al documento enviado por la Cámara de Diputados. Se rehusaron a realizar un Parlamento Abierto para escuchar a expertos, para escuchar a las organizaciones, para escuchar al pueblo. Simple y sencillamente cerraron la posibilidad al diálogo.

Quedó claro que las prioridades de este gobierno son diferentes a las de los mexicanos. Ese paquete fiscal no refleja lo que más preocupa a la gente: su seguridad, su salud y su economía. Lo único que le importa a las 4T es obtener recursos para obras obsoletas.

Se presentaron decenas de propuestas de modificación para atender las demandas de la ciudadanía, sin embargo, hicieron oídos sordos y rechazaron todas y cada una de ellas.

Se les propuso no seguir estigmatizando la labor que realizan las organizaciones de la sociedad civil. Este gobierno no ha visto por los mexicanos, no los ha ayudado ni atendido, pero eso sí, van a desincentivar y reducir las aportaciones a la sociedad civil organizada. Han mostrado su rostro más inhumano.

Pero es lógico. Si no les importan las violaciones, agresiones y asesinatos de las personas defensoras de derechos humanos, menos les va a importar el impacto que sus reformas van a tener en las organizaciones que suplen las deficiencias del Estado.

También se les propuso que primero crearan empleos bien remunerados y suficientes para los jóvenes de nuestro país y después los inscriban en el Registro Federal de Contribuyentes. Pero nada les importó, se obligará a los mayores de 18 años a enlistarse ante el SAT.

Otra propuesta fue eliminar la criminalización contra la labor que realizan los contadores públicos dedicados a la auditoría. Lo anterior, ya que con la redacción aprobada, no se diferencia entre autoría y participación, se genera ambigüedad y en consecuencia excesos por parte de la autoridad.

Es evidente que este paquete económico carece de sensatez. No hay incentivos para aquellas personas físicas o morales que contraten a mujeres embarazadas, desaparecerán los recursos con los que cuenta el fondo de salud, que cubre los servicios médicos de alta especialidad y dejará manga abierta para que, con discrecionalidad, se pueda hacer con estos recursos lo que el Presidente quiera.

El gobierno no piensa en los enfermos, ni en los desempleados que no tienen dinero en el bolsillo, ni en las violaciones a niñas, ni en los 100 mil asesinatos, ni en los más de 90 mil desaparecidos, ni en el medio de millón de familias de luto por el Covid, ni en los 4 millones de nuevos pobres. La cuarta transformación tiene sólo cuatro prioridades: el beisbol, una refinería, un aeropuerto y perseguir a opositores.
 

Senadora de la República.
TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios