Verano peligroso

Enrique Beas

De ahí la importancia de que los récords, los tiempos, las medallas, tengan un contexto inigualable de superación, de lucha y de honor

Y no es la película de Alejandra Guzmán enamorándose de un galán en el verano, es la idea que existe al saber que hay mucho movimiento por todos lados.

Empecemos: en Barcelona se concreta el contrato de Messi para que se retire con el equipo culé. Una dupla linda la que hará con el Kun para buscar una Liga más y otra Champions, después de haber ganado su primera Copa América y título oficial con la selección de Argentina.

Luego, entendamos lo que será el PSG, una nómina que estará más cercana a los Galácticos del Madrid de inicios del siglo XXI. Llega un campeón de Europa, un italiano como Donnarumma, el héroe del título, el hombre que ha marcado diferencia en esta invicta selección italiana, y con el liderazgo para darle competencia a Keylor Navas, además de la seguridad que ganará con Sergio Ramos, Marquinos y obvio, adelante con Di María, Neymar y Mbappé. Como nunca un equipo francés tendrá los reflectores del planeta tierra futbolero encima.

Además, ya se siente la euforia olímpica, los atletas llegan a la burbuja a Tokio para luchar contra un virus global y contar las mejores historias de estos cinco años de espera para vivir el deporte en su máxima expresión. De ahí la importancia de que los récords, los tiempos, las medallas, tengan un contexto inigualable de superación, de lucha y de honor.

Y antes de que nos vuelva a ganar la agenda de nuestra amada Liga MX, que está a una semana y media de iniciar, ahí está la Copa Oro de la Concacaf, que a pesar de tantos problemas logísticos y hasta con tormenta eléctrica en el estadio del Cotton Bowl de Dallas, nos ha regalado juegos bastantes entretenidos que no han desentonado la locura de Europa y de Sudamérica, con un torneo que ha sido bastante competitivo y que demuestra que hay una línea de selecciones que sí le darán batalla a la Selección Nacional Mexicana, por más que los queramos seguir menospreciando, como Costa Rica, Jamaica, Honduras, Canadá, Estados Unidos y hasta el mismo El Salvador.

Denle una oportunidad para que vean que el juego de Qatar contra Panamá fue muy emocionante.

¡Bienvenidos, bienvenidos! A este verano peligroso que sigue con las más grandes historias deportivas.

@EnriqueVonBeas

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios