El parón de nuestra Liga MX

Enrique Beas

Momento de ir a Estados Unidos a seguir sumando dólares. Y no me refiero a mi amada Selección Mexicana, que evidentemente hará lo mismo en esta Fecha FIFA

Momento de ir a Estados Unidos a seguir sumando dólares. Y no me refiero a mi amada Selección Mexicana, que evidentemente hará lo mismo en esta Fecha FIFA.

Hablo de los clubes que programaron juegos amistosos con nuestros paisanos. Es momento de entender el primer tercio del torneo. Querétaro: la sorpresa. Así de fácil. Gran trabajo de Vuce, quien —con tres juegos ganados más y un par de empates en los 10 que le quedan— clasificará sin problemas.

Santos: mismo caso, no tan sorpresivo, pero con el peso de su cancha es ya el segundo invitado. América, la gran incógnita; acaba de perder el invicto, pero es un hospital y proyecto nuevo. Tigres: la típica decepción. No cuadra el plantel que tiene con el espectáculo en la cancha. Actitud de chico, cuando anhela ser grande.

Necaxa: otra sorpresa más, que nos debería dejar de sorprender, ya que su inteligencia deportiva trabaja con mucho talento para traer siempre a grandes jugadores. Atlas: El caballo negro de la semana. Monterrey: tremendo plantel para tremendo fiasco. Le ha costado a Diego Alonso convencer a sus jugadores del poderío que tienen. León: por mucho, el equipo que mejor juega. Lo de Nacho Ambriz ya es gratificante, mantener el ritmo de juego por más de un torneo es algo que no se acostumbra mucho en México.

¡Bienvenidos, bienvenidos! Al parón de nuestra Liga, que permite un respiro para darnos cuenta que hay —hasta ahora— cuatro sorpresas en la parte alta de la tabla. 

Comentarios