Hacer lo necesario

Cristina Díaz Salazar

La contingencia del Covid-19 nos trajo una gran lección. Nos obligó a cambiar los paradigmas, a reinventarnos. Hoy trabajamos con la premisa, no de hacer lo posible, sino de hacer lo necesario. No hay que olvidar que se puso en juego lo más preciado: la salud de nuestras familias.

La pandemia no llegó de sorpresa, la vimos venir, la estudiamos y nos fuimos preparando para el inevitable encontronazo con “ese enemigo mortal e invisible”.

La ciudad que tengo el honor de gobernar —municipio de Guadalupe, Nuevo León— cuenta con poco más de 700 mil habitantes. Es sede clave de la cadena productiva del norte del país y paso obligado del tránsito comercial con los Estados Unidos.

Unos días antes de la Declaratoria Nacional de Emergencia y del registro del primer caso en el Estado, el Cabildo aprobó, en sesión extraordinaria, la primera de nuestras acciones.

Ahí comenzó nuestro combate frontal al Coronavirus. Decretamos la disminución de actividades no esenciales y reorientamos los esfuerzos del personal administrativo.

Iniciamos pues, una cruzada de sanitización de espacios públicos, de envasado de decenas de toneladas de gel antibacterial que se distribuye en puntos estratégicos, como estaciones del metro y camiones.

Pusimos en marcha el Cañón Sanitizante, que recorre en dos turnos, las calles de los sectores habitacionales de nuestro municipio y emprendimos una férrea campaña de medios para exhortar a la ciudadanía a #QuedarseEnCasa.

Reestructuramos nuestros contenidos digitales y generamos programación de entretenimiento, información y educación, para minimizar el impacto del aislamiento. En las primeras semanas alcanzamos 1.7 millones de minutos reproducidos.

En el sector económico, impulsamos un esquema de promoción para amortiguar el desplome financiero de cientos de negocios y restaurantes, fuentes de empleo de miles de ciudadanos. Además se aprobaron beneficios fiscales para aminorar su carga.

En lo social, emprendimos un programa temporal de apoyo a familias de escasos recursos, cuyos integrantes vieron disminuidos sus ingresos por las medidas derivadas de la pandemia. Cada caso fue atendido por personal administrativo que entrega puerta por puerta los paquetes de ayuda.

En materia de prevención, facilitamos al Estado la implementación de los Módulos Móviles de Detección de Covid-19 y por nuestra parte, activamos las pruebas en línea y el Centro de Atención de Casos Sospechosos. En los primeros días atendimos a cientos de personas.

Aprovecho estas líneas para reiterar nuestro reconocimiento al personal médicos de distintas instancias y al administrativo, hombres y mujeres que no han dudado un sólo instante en hacer lo necesario para contener el contagio del coronavirus. Hombres y mujeres imparables y convencidos del compromiso que adquirimos como ente municipal: Proteger la salud de las familias.

Alcaldesa de Guadalupe, Nuevo León

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios