La diplomacia ciudadana en Centroamérica

Carlos Heredia Zubieta

Desde esos países cada semana llegan peticiones para exiliarse en México

En el marco de la gira del presidente de México por Guatemala, El Salvador y Honduras del 5 al 7 de mayo, la cooperación mexicana en Centroamérica necesita urgentemente una puesta al día.  Está marcada por tres contradicciones: 

1.      ¿Qué me das?  

México está alimentando al viejo esquema de reducir la cooperación al ‘¿qué me das?’, en vez de favorecer la dinámica del ¿qué hacemos juntos? y ¿cómo construimos soluciones conjuntas ante problemas comunes?   

2.      El monopolio gubernamental y la exclusión del resto de la sociedad.   
La ayuda y la asistencia se deciden unilateralmente por el gobierno de México. La cooperación de nuevo cuño incluye a empresarios, organismos de sociedad civil, académicos y estudiantes, iglesias, comunidades culturales, artísticas, entre otros muchos, que en la región son excluidos e incluso perseguidos.  

3.      ¿Se puede hablar de cooperación cuando criminalizo a tu gente? 

El gobierno desplegó más de 25,000 elementos de la Guardia Nacional en sus fronteras para controlar la migración y aceptó el programa "Quédate en México". Las masacres de migrantes siguen impunes y en el olvido.  En contraste, la Fundación para la Justicia @FJEDD apoya a familiares de personas migrantes centroamericanas desaparecidas, en su búsqueda de justicia en México.    

Los fiscales y jueces que en Guatemala han investigado a los más poderosos funcionarios de su país, se han visto forzados a exiliarse en Washington, DC  https://bit.ly/3vO9epf   

AMLO visita a Nayib Bukele bajo estado de excepción. Es un autócrata que ha anulado a los poderes legislativo y judicial, y encarcela a sus opositores sin orden de aprehensión alguna. Lleva casi tres años en el gobierno y AMLO es apenas el segundo jefe de Estado en visitarlo, además de su vecino guatemalteco. En Washington no es confiable ni para los demócratas, ni para los republicanos.
 
El exrector de una universidad jesuita de Nicaragua se vio forzado a salir de su país para no acabar en prisión, como ha sido el caso para centenares de sus compatriotas a manos de la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo. 

Mientras el gobierno de México respalda a los presidentes de Guatemala, El Salvador y Nicaragua, cada semana están llegando exiliados a México periodistas, políticos y exfuncionarios de esos países. El salvadoreño Carlos Dada, fundador del periódico digital www.elfaro.net me comenta el alto costo de hacerlo frente a un régimen empeñado en silenciar todo periodismo que no sea sumiso, obediente y cómplice de su corrupción.  

Los gobiernos se han aliado en la contención migratoria. ¿Pueden apoyar reivindicaciones de sus propios pueblos como el acceso a la justicia, la defensa de nuestras frágiles instituciones democráticas, revertir la militarización de la vida pública e impulsar la seguridad humana?      

En contraste, saludamos la decisión del pueblo hondureño de elegir a la presidenta Xiomara Castro para encabezar la recuperación del Estado en favor de las mayorías.  

Un grupo de ciudadanos y comunidades de fe, que ejercemos la diplomacia ciudadana en esfuerzos de cooperación educativa pro-jóvenes en situación de riesgo, entre México, Guatemala, El Salvador y Honduras bit.ly/3N5BTft, reiteramos: lo que ocurre en cada uno de nuestros países es asunto del resto de nosotros.  

Muchos ciudadanos resisten juntos.  Converso con universitarios centroamericanos en México: con ellos, el camino sigue siendo esperanzador.  
 

Profesor asociado en el CIDE.  
@Carlos_Tampico  
 

El Universal

Newsletter Opinión

Elegimos las columnas y artículos indispensables para arrancar el día

Al registrarme acepto los términos y condiciones
TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios