Mujeres hispanas: agentes de transformación

Angélica Fuentes

Las mujeres hispanas participan activamente en la economía y son dueñas de 44% de los negocios latinos en EU

Soñar en grande y trabajar arduamente para lograr todas las metas fijadas son dos de los pilares fundamentales de las mujeres hispanas en Estados Unidos.

El estadounidense es un terreno fértil para el emprendimiento femenino. De hecho, hasta antes de la pandemia existían alrededor de 1.5 millones de empresas propiedad de mujeres, cuyos ingresos oscilaban entre 78 mil y 97 mil millones de dólares. Asimismo, los emprendimientos femeninos eran la fuente de empleo para más de medio millón de trabajadores.

No obstante, los efectos de la pandemia por Covid-19 trajeron consigo una crisis económica y social. Según la Organización Mundial del Comercio, la pandemia afectó negativamente a 87% de las empresas lideradas por mujeres a escala global.

En Estados Unidos, el panorama no fue distinto, pues el doble de empresas lideradas por mujeres de origen hispano cerró, en comparación con aquellas lideradas por hombres. En números, la representación sería de 30% contra 16%. Ante ese escenario, cualquiera hubiera pensado que la fortaleza y determinación de las emprendedoras latinas iría a la baja, pero, ¡nada más alejado de la realidad!

Con base en datos oficiales, en Estados Unidos radican 28 millones de hispanas, cifra que representa 17% del total de mujeres que viven en el país y 9% de la población mundial. Las mujeres hispanas participan activamente en la economía y son dueñas de 44% de los negocios latinos en esa nación.

Su presencia e injerencia va de costa a costa, desde California hasta Nueva York, y han logrado tal posicionamiento que su representatividad puede verse reflejada en los principales círculos estadounidenses.

A propósito del Mes Nacional de la Herencia Hispana (Hispanic Heritage Month), que se celebra en Estados Unidos del 15 de septiembre al 15 de octubre, resulta importantísimo reconocer el aporte económico, político, social y cultural que las mujeres hispanas brindan a una de las naciones más poderosas del mundo.

Hoy podemos observar con orgullo que mujeres de origen hispano como Sonia Sotomayor, Ellen Ochoa, Antonia Novello, Jennifer López, Shakira, Salma Hayek, Gloria Estefan, Anya Taylor-Joy o Natalia Denegri, por mencionar algunas, ejercen el rol de embajadoras latinas, demostrando liderazgo y una cualidad que caracteriza a las mujeres latinas: la perseverancia para alcanzar el éxito.

También es el caso de Isabel Guzmán, la primera y única mujer latina en formar parte del gabinete del presidente Joe Biden, dirigiendo la Administración de Pequeñas Empresas.

Las mujeres hispanas sabemos y nos gusta trabajar; tenemos las cualidades para salir adelante y somos un motor de crecimiento económico, al mismo tiempo que impulsamos el desarrollo social de nuestras comunidades.

En el Mes Nacional de la Herencia Hispana, es fundamental dar visibilidad a todas las mujeres que en Estados Unidos han materializado sus sueños en oportunidades de éxito. Trabajan día a día para mejorar su calidad de vida y la de sus familias, impulsan el desarrollo de Estados Unidos y también de sus lugares de origen, y se esfuerzan para construir un mejor futuro.

La pandemia representa el punto de inflexión para impulsar el empoderamiento femenino. Ahora, más que nunca, es necesario valorar el aporte de los hispanos a Estados Unidos y reconocer también a las mujeres que forman parte de esta comunidad. 

 

Empresaria, inversionista de impacto y defensora de los derechos de la mujer

 

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios