Los Woods, hijo de Tigre...

Alfredo Sánchez Gaitán

Gran expectación causó el debut, en sociedad golfística, de Charlie Woods, quien junto con su padre —el ya legendario Tiger— participó en el PNC Championship, celebrado en Florida. Se trató de un evento no oficial de exhibición en parejas.

Gran expectación causó el debut, en sociedad golfística, de Charlie Woods, quien junto con su padre —el ya legendario Tiger— participó en el PNC Championship, celebrado en Florida. Se trató de un evento no oficial de exhibición en parejas.

La victoria fue para el equipo Thomas, con 25 golpes bajo par y 119 impactos, en las dos rondas de competencia.

Tiger Woods no pudo meterse con su hijo en la pelea por el título; sin embargo, se mostró satisfecho por el rendimiento de Charlie, quien enseñó un swing muy educado, con ejecuciones de un gran jugador y aciertos envidiables para un niño de 11 años de edad, que lo convirtieron en la gran revelación en este clásico de padres e hijos. No importó que los Woods cometieran un bogey en el hoyo 8, que desdibujó el magnífico águila que habían embocado en el 5, ya que —al final— se encendieron y pudieron repetir un 62 más, como en la primera ronda del torneo, finalizando con 20 bajo par, a cinco golpes del equipo campeón.

Los Singh finalizaron solitarios en segundo lugar, tras dos recorridos combinados de 60 golpes cada uno, para 24 bajo par en total. Enseguida, el equipo O'Meara y el equipo Treviño compartieron el tercer puesto, cada uno con 23 bajo par, anotando una ronda final de 59 golpes, 13 bajo par.

Fue una competencia de padres e hijos en cualquier combinación que por demás resultó muy atractiva para terminar con un año complicado en todos los deportes del mundo.

Los equipos resultaron muy poderosos y eso hace ver bien a Charlie Woods, quien realizó una gran actuación.

Por otro lado, la coreana Jin Young Ko, con una gran ronda final de 66 impactos —seis bajo par— se llevó el torneo de cierre en la temporada de la LPGA, el CME Group Tour Championship, por margen de cinco golpes, sobre una pujante australiana Hannah Green y su paisana Sei Young Kim, quien se quedó muy corta ante el anunciado duelo final entre las dos coreanas, actualmente las número uno y dos del mundo.

Green, quien comenzó desde atrás en la vuelta final, disparó un sólido 67 —cinco bajo par— para empatar en el subcampeonato, con score acumulado de 275 golpes, 13 bajo par.

Gaby López terminó con 283 golpes, firmando una última tarjeta de 71 —cinco bajo par— quedando en la posición 23. Por su parte, María Fassi pudo anotar una segunda ronda bajo par en el torneo; esta vez fue de 70 golpes, dos bajo par, en la que sobresalió un águila de la hidalguense en el par 5 del hoyo 14.

Fassi puntea en las estadísticas de mayor número de águilas en la temporada, un gran reflejo de su extraordinario poder en su juego largo. Terminó con 292 golpes, cuatro sobre par, empatada en el lugar 61.

Finalmente, en República Dominicana —y después de 13 meses de perder el desempate por el título del VISA Open de Argentina— el estadounidense Brandon Matthews tuvo su redención, al ganar con comodidad el Puerto Plata Open, tercer evento de la temporada 2020-21 del PGA Tour Latinoamérica.

El jugador de 26 años de edad firmó una ronda final de 65 golpes, 26 bajo par, para 258 impactos. Venció por cinco golpes de diferencia a Jacob Bergeron. Con su victoria, Matthews ascendió al tercer lugar de la Orden de Mérito, que —como ya se mencionó— ahora es comandada por MJ Maguire. Rocha es segundo, Matthews tercero y Álvaro Ortiz —de México— y Andrés Gallegos —de Argentina— cierran el Top 5, en el cuarto y quintio sitio, respectivamente.

Yo les recuerdo que Jugar golf es... ¡Hacer amigos! Hasta la próxima, deseándoles una muy Feliz Navidad.

TEMAS RELACIONADOS
Guardando favorito...

Comentarios